Dominio africano en el Medio Maratón

Momento de la multitudinaria salida del EdP Medio Maratón de Gijón-Villa de Jovellanos, en la avenida de Albert Einstein. / DANIEL MORA
Momento de la multitudinaria salida del EdP Medio Maratón de Gijón-Villa de Jovellanos, en la avenida de Albert Einstein. / DANIEL MORA

El marroquí Bakari Khamis fue el ganador en la masculina, en una competición que superó los 2.200 participantes | La etíope Likina Amebaw se hizo con la victoria en categoría femenina y estableció un nuevo récord de la prueba

CÉSAR SÁNCHEZ GIJÓN.

El marroquí Bakari Khamis y la etíope Likina Amebaw se llevaron el triunfo en el IX Medio Maratón Gijón-Villa de Jovellanos celebrado ayer con la participación de más de 2.200 corredores. Amebaw, además, redondeó su paso por la prueba, pulverizando la mejor marca de la carrera que ostentaba la gallega Vanessa Veiga desde la primera edición con 1h13.04, al detener el cronómetro en un tiempo de 1h11.29.

El 'running' fue protagonistas en Gijón durante toda la jornada. La presencia de los participantes se dejó notar durante toda la jornada de ayer en la ciudad, en la que los aficionados volvieron a vivir con intensidad la carrera a pie de circuito. El Medio Maratón Villa de Jovellanos se ha consolido como una de la grandes citas del deporte gijonés y de Asturias.

La prueba es ya una referencia en el calendario de los fondistas de todo el país, como se refleja en la gran cantidad de corredores de fuera de Asturias que tomaron la salida.

La prueba arrancó a las seis de la tarde, aunque mucho tiempo antes los participantes comenzaron a llegar al Complejo Deportivo de Las Mestas. Algunos, incluso, para recoger el dorsal. Otros, sin embargo, a esperar sin agobios a que llegase la hora de competición y poder hacer su particular puesta a punto sin prisas ante el reto de cubrir los algo más de 21 kilómetros de los que consta la prueba.

Hasta el tiempo estaba de parte de la prueba y la única preocupación de los participantes era la instensidad del viento, en especial para los corredores que tratarían de establecer un nuevo récord.

Con el 'Don't stop me now' de Queen, se ponía en marcha la prueba y el multicolor pelotón que formaron los corredores no tardaron en tomar la avenida de La Pecuaria.

Se esperaba una edición de récord y el marroquí Bakari Khamis demostró que lo iba a intentar hasta el último metro. Antes de alcanzar el primer kilómetro ya había roto la prueba y solo el keniano Kipkirui Langat fue capaz de soportar el trepidante ritmo que imprimió a la prueba. Más atrás, el catalán Jaume Leiva y Said Aitadi, vencedor de la carrera en cuatro ocasiones, trataban, en vano, de seguir la estela de sus rivales.

El marroquí miraba su cronómetro en cada kilómetro y sus tiempos hacía presagiar que lograría su objetivo de rebajar la 1h02.39, que Aitadi había establecido el pasado año como techo de la prueba. Mantenía sus expectativas al paso por el ecuador de la prueba, en el que marcaba un tiempo de 29.40, aunque después tocaba afrontar la parte más complicada del recorrido con el ascenso de El Natahoyo.

Comenzaban las primeras dificultades, mientras Langat no le daba ni un relevo al marroquí y le dejaba que llevase todo el peso de la prueba, dando la sensación que esperaba el tramo final de la carrera para hacerse con el triunfo.

El viento en el paseo del Muro comenzó a desbaratar la posibilidad de récord, por lo que ambos esperaron al desenlace de la prueba. A falta de menos de un kilómetro para entrar en Las Mestas, Kipkirui Langat lanzaba un ataque que, en principio, parecía llevarle al triunfo. Fue entonces cuando Bakari Khamis hizo valer la calidad que le ha llevado a tener grandes registros en esta distancia y fue capaz de neutralizar al keniano, para luego superarlo y poner algo de distancia.

Ya en Las Mestas y con el triunfo a un paso, Bakari Khamis siguió intentando batir el récord, porque su reacción fue algo tardía. Aún así se había hecho con un merecido triunfo, en una de las pruebas de mayor prestigio del Norte de España, con el que es el tercer mejor tiempo de la carrera con 1h03.03.

Kipkirui Langat cruzó la meta en segunda posición pocos segundos después y acreditó una marca de 1h03.12.

El fondista de Tarrasa Jaume Leiva completó los puestos de honor en una carrera inteligente, en la que quizás acusó su participación la pasada semana en el Medio Maratón de Ibiza, acreditó un tiempo de 1h05.18.

También hubo duelo africano en la prueba femenina por el triunfo, para el que eran favoritas la keniata Beatrice Cherono y la etíope Likina Amebaw. Sin embargo, éste duró poco. En concreto, hasta que Cherono cedió ante el empuje de sus competidora, que exhibió una enorme clase sobre el asfalto gijonés. A partir de ahí, la etiope, en su única carrera en España, lideró sin demasiados problemas la carrera, para establecer un nuevo récord de la prueba. La keniana tuvo que conformarse con la segunda plaza, con 1h13.35. La extremeña Montse Gutiérrez concluyó tercera con un registro de 1h14.02.

Más