«La idea es que la Atlética crezca en todos los aspectos y sea la referencia»

Gerardo González en la grada del pabellón del Quirinal, en el que se realizó la entrevista. /  OMAR ANTUÑA
Gerardo González en la grada del pabellón del Quirinal, en el que se realizó la entrevista. / OMAR ANTUÑA

«En Avilés se organizan muy buenos eventos, pero se echa de menos el apoyo al deporte del día a día, el de los clubes que compiten cada semana» Gerardo González Fuertes Presidente de la Asociación Atlética Avilesina

NACHO GUTIÉRREZ AVILÉS.

Cumple su tercer año de mandato al frente de la Asociación Atlética Avilesina y el proyecto de crecimiento deportivo puesto en marcha por Gerardo González Fuertes (Avilés, 20-8-1973) va dando frutos en las cuatro secciones. Pero el techo sigue teniendo poca altura porque el presupuesto siempre es muy ajustado como para plantearse grandes retos deportivos más allá de los que puedan provocar generaciones espontáneas. Apasionado del deporte, se siente orgulloso de presidir la Atlética asumiendo el desgaste personal que conlleva por la dedicación que requiere el cargo.

-¿Se le ha hecho corto o largo este tramo de presidencia?

-La verdad es que el tiempo pasa rápido en todo y en este caso también. Nos encontramos en el tercer año afianzando el proyecto. El primer objetivo, que era rejuvenecer un poco la esencia del club, creo que se ha cumplido, pero queda mucho por hacer.

-¿Cuál es el proyecto de la Atlética Avilesina?

-Una vez que estamos afianzados la meta es avanzar. Estamos en una etapa muy plana y la idea es crecer en todos los aspectos y ser referencia buscando recursos económicos para hacerlo. La idea es potenciar las cuatro secciones, tanto las dos de equipo, baloncesto y balonmano, como las otras dos, atletismo y piragüismo. En estas dos últimas nos estamos centrando en potenciar la base con el objetivo de que los atletas no se tengan que ir fuera cuando llegan a la edad universitaria.

-¿Los números, las cuentas, están ya en positivo?

-La deuda histórica se ha ido pagando los últimos años y ya está liquidada por completo. Los pagos que se hacen ahora son de los gastos del día a día, del curso normal de la temporada.

-¿El balance de la fase de ascenso de balonmano, en términos económicos?

-El apoyo del Ayuntamiento para gestionar apoyos de empresas con los que subir el presupuesto nos ha permitido asumir algún gasto extra a nivel organizativo y dejar un pequeño beneficio. Fue un éxito porque durante tres días el balonmano tuvo puesto el foco del deporte avilesino. Y para el equipo supuso una experiencia impagable.

-En la asamblea de socios se presentaron unas cuentas saneadas y un nuevo modelo de gestión, aparcando la individualidad de las secciones para que todo sea uno.

-Quiero que todos tengamos una idea de club en general. En algunas ocasiones he notado que cada sección parecía un club diferente y mi propuesta es que la gente entienda la Atlética como un todo y que cada deporte tenga la mayor importancia. Los recursos son para todos y si en un momento , cuando se necesitan para un lado, si los tenemos en otra sección se van a utilizar y eso pasa porque los presupuestos sean únicos.

-¿Se pueden generar celos entre las secciones en un momento dado?

-Eso hay que evitarlo. Cada sección se va a seguir gestionando por sí misma. Se presentan unos presupuestos internos con sus gastos y sus recursos, y después eso irá a un fondo conjunto. Las cuatro secciones están en un equilibrio total en ingresos y gastos, aunque es cierto que la de baloncesto es la que más se mueve del club en busca de recursos. La intención es que esos recursos reviertan en el baloncesto, pero las secciones siempre ha sido solidarias, como pasó con el accidente de piragüismo que llevó unos gastos importantes en material y todos arrimaron el hombro.

-¿Hay forma de elevar la altura de miras deportivas?

-Es lo que todos queremos sabiendo que es complicado por muchas circunstancias, casi todas de índole económica porque deportivamente hay capacidad para asumir retos.

-En atletismo la Universidad siempre se lleva a los que destacan.

-De ese tema hemos hablado en la directiva. Tenemos tres-cuatro atletas que destacan y mantenerlos en la Atlética supondría igualar lo que pueden ofrecerles en la Universidad a nivel de becas. Ellos tienen otras ventajas como competir en las ligas de clubes y es difícil competir contra eso, pero vamos a intentar que nuestros mejores atletas sigan con nosotros el mayor tiempo posible.

-Pero el techo es muy bajo por esa falta de recursos para incentivar a los deportistas y atraer fichajes. El balonmano es un ejemplo.

-Esta temporada hemos visto más que nunca las diferencias con otros equipos que nos triplican en presupuesto y que pueden pagar algunas cantidades. Pese a ello hemos competido a gran altura y el Toscaf entró en la fase de ascenso. Pero está claro que para dar el salto con red nos faltan un par de detalles y cuestan un poco de dinero.

-¿No hay forma de conseguir esos recursos?

-Tenemos a Cafés Toscaf, con el que está pendiente una reunión para revisar el acuerdo, como patrocinador principal y contamos con otros colaboradores, pero necesitamos más y se está pensando en captar recursos para explotar de alguna forma lo que genera el equipo a nivel de asistencia al pabellón de La Magdalena. No se cobra entrada y seguramente sigamos sin hacerlo, pero hay que buscar la fórmula para que el equipo recoja algún beneficio, la gente se tiene que implicar porque nos acostumbramos al todo gratis.

-La filosofía de no pagar a los jugadores es inapelable vaya.

-No podemos asumir retribuciones, solo cubrir los gastos de desplazamiento de los que no son de Avilés. En estos momentos el equipo de balonmano es la locomotora de la Atlética por varias razones y nos gustaría ir a más, pero no podemos hipotecar el futuro de la entidad.

-El ascenso estuvo cerca este año.

-Se intentó y el Toscaf demostró sus posibilidades, aunque todos pensamos que la fase de ascenso nos llegó uno o dos años antes de tener el equipo más hecho.

-Hablando de ascensos, en baloncesto se podría por renuncias tanto el equipo masculino como el femenino. ¿Se han decidido?

-La idea que tenemos es seguir donde estamos. Una cosa es ascender en la cancha y tener que plantarse una renuncia, y otra aprovechar plazas libres. Lo hemos hablado en la directiva con el responsable de la sección y de momento nos quedamos en autonómica.

-¿En baloncesto hasta donde se puede llegar?

-Es una locura lo que te piden para salir en Liga EBA, 50.000 euros siendo una cuarta categoría nacional. Es prohibitivo en ese aspecto y deportivamente no lo vemos tampoco. Y en el caso de las chicas hay un buen proyecto de futuro y vamos a ir paso a paso con el apoyo de Skoda como patrocinador.

-La salud del piragüismo es buena en estos años, ¿no?

-El apoyo de Fertiberia ha sido vital. La sección está consolidad y el equipo sigue creciendo de forma exponencial en todas las categorías, sobre todo las más pequeñas.

-¿La Atlética podría aglutinar a los clubes que surgen y sufren para subsistir?

-Lo hicimos con la estructura del Avilés Femenino de baloncesto y no nos cerramos a nada. Ojalá en un futuro cercano la Atlética Avilesina se pueda acercar a lo que fue ciando concentraba casi todo el deporte. Hay clubes que dependen del esfuerzo de un entrenador o un padre, pero nosotros tenemos una estabilidad como entidad. Ahora estoy yo al frente, pero mañana vendrá otro presidente con el único interés de hacer de la Atlética un gran club con una historia de muchos años escrita por personas que dejaron huella.

-¿Cómo es su relación con el Ayuntamiento, ahora que está al otro lado de la política?

-En Avilés se organizan muy buenos eventos deportivos, pero falta el apoyo al deporte del día a día de los clubes, los que compiten cada semana. Los aficionados en esta ciudad echan de menos un acontecimiento de este tipo y creo que el balonmano podría cubrir ese hueco.