El Círculo se lleva el derbi gijonés

Jamal Reynolds anota ante Yago Fernández. / J. C. TUERO
Jamal Reynolds anota ante Yago Fernández. / J. C. TUERO

Los rojiblancos reaccionaron en los últimos minutos tras llegar a verse veinte puntos por debajo y jugarán la final | Los de Nacho Galán superaron con facilidad al Gijón Basket en la Copa Principado

V. M. ROBLEDOGIJÓN.

El derbi gijonés de baloncesto cayó del lado del Círculo Gijón. Los de Nacho Galán superaron con gran facilidad al Gijón Basket en la semifinal de la Copa Principado y se medirán mañana al Liberbank Oviedo en Pumarín (19 horas). La superioridad física, la buena defensa y el mayor rodaje del Círculo marcaron un encuentro que quedó ya decidido al descanso, con un 23-44 en el marcador. Solo la reacción en los últimos minutos de los rojiblancos avivó la emoción.

Los dos equipos comparecieron en el Palacio de Deportes con unas indumentarias provisionales, a la espera de recibir en los próximos días las que lucirán durante la competición. El partido arrancó con un 0-10 a favor del Círculo, mucho más intenso en defensa y con un enorme acierto en las acciones ofensivas. El Gijón Basket se vio sorprendido por el alto ritmo de los de Nacho Galán y solo pudo anotar una canasta en los cinco primeros minutos. El primer cuarto se cerró con 12-22, un ritmo de anotación que se mantuvo durante todo el encuentro.

El Gijón Basket ofreció una mejor versión en el inicio del segundo cuarto y logró situar la desventaja por debajo de los cinco puntos en varias acciones. El Círculo, sin embargo, se rehizo a tiempo y pronto volvió a recuperar el control del juego. Una canasta de Poyatos -uno de los jugadores destacados ayer- situó el 21-30 en el marcador. La brecha continuó creciendo hasta el descanso pese al gran desacierto del Círculo desde el perímetro, con un solo triple anotado en diez intentos.

Con el partido completamente encarrilado, el Círculo levantó tímidamente el pie tras el paso por los vestuarios. El veterano Manu Parada, que se encuentra realizando la pretemporada con el Gijón Basket a la espera de concretar su posible fichaje, se zafó en la zona con los hombres interiores del equipo de Nacho Galán. El ritmo comenzó a decaer a medida que transcurrían los minutos y el cansancio hacía mella en los jugadores.

Los dos técnicos aprovecharon el tramo final para dosificar esfuerzos. Carlos Suárez anotó el primer triple del Gijón Basket mediado el último cuarto. Justo antes, Joaquín Portugués había aumentado la ventaja para el Círculo Gijón con dos buenas acciones individuales consecutivas.

El partido sufrió un giro quizás inesperado a menos de cuatro minutos del final, cuando el Gijón Basket logró reducir la desventaja hasta los diez puntos tras una antideportiva de Jadersten sobre el holandés Lemke. La emoción regresó al Palacio, con una mayor igualdad y varias decisiones arbitrales muy discutidas por parte de los dos equipos, pero la reacción de los rojiblancos se quedó a medias y el Círculo se metió en la final de la Copa Principado.