BALONMANO

El Valladolid, con Abel Serdio tras perder a su padre la semana pasada

Abel Serdio, emocionado al final del partido. /  BMV
Abel Serdio, emocionado al final del partido. / BMV

N. G.

El sábado fue un día muy emotivo en el polideportivo Huerta del Rey, donde el Balonmano Valladolid se enfrentaba al Benidorm en partido de la Liga Asobal. Un partido en el que los ojos estaban centrados en el pivote avilesino Abel Serdio, quien el jueves perdió a su padre, José Antonio Miguel Serdio, fallecido a los 64 años. Un día después de las honras fúnebres, el jugador formado en la cantera del Grupo Deportivo Bosco regresó a Valladolid para unirse a sus compañeros, entre ellos el también avilesino Adrián Fernández. Un sentido minuto de silencio dio paso al partido, en el que el Valladolid, que marcha segundo tras el imbatible Barcelona, se impuso por 32-20. Abel, emocionado al final del choque, pudo dedicarle la victoria a su padre.