Diez mil personas en un partido histórico en El Molinón

Diez mil personas en un partido histórico en El Molinón

El Sporting golea al Gijón FF en un encuentro que quedará siempre en la memoria del estadio gijonés

MARÍA SUÁREZ

El fútbol femenino escribió este mediodía una página para la historia. Casi diez mil personas acudieron a El Molinón Enrique Castro Quini para seguir en directo un partido de fútbol femenino. El Sporting ganó con comodidad al Gijón Femenino (1-7) pero lo de menos fue el resultado. El estadio presentó un aspecto increíble y convirtió la cita en un episodio inolvidable para el fútbol femenino, que está rompiendo su propio techo de cristal. La ilusión de las futbolistas del Gijón Femenino, que ejerció como equipo local, y el Sporting ante la posibilidad de jugar en el estadio más antiguo del fútbol español se multiplicó por mil al comprobar el lleno que registraba la zona de la Tribunona. Enfrente, la grada este le correspondió y la mayor parte de sus butacas fueron ocupadas a medida que el reloj avanzaba hacia las doce del mediodía.

Hasta 9.700 personas, según datos facilitados por la organización, estuvieron presentes en El Molinón, una cifra sobresaliente que constata el auge del fútbol femenino y los pasos que está dando hacia su consolidación. El público respondió a la llamada a pesar de que las dos contendientes llegaban a la cita con los deberes hechos. El Sporting, que venía de ganar al Racing en la pasada jornada, goleó al Gijón Femenino que, a pesar de la buena disposición táctica y la pelea, no pudieron hacer nada para detener el ciclón rojiblanco, cuya eclosión fútbolística llega tarde en la presente campaña, ya que han quedado fuera de los puestos de ascenso.

Acuña puso por delante a las rojiblancas, en este caso visitantes, al cuarto de hora, tras aprovechar un balón en el área pequeña, después de un córner. La defensa le dedica el tanto a Eider, central sportinguista lesionada a mitad de temporada.

El Sporting tenía el partido controlado e Irene, por dos veces, ampliaba la cuenta. Después de fallar un par de ocasiones, la atacante superó a Vane con un disparo por alto. Antes del descanso, la leonesa volvía a anotar con un disparo desde fuera del área.

A la vuelta de los vestuarios, el partido continúo por los mismos derroteros, superioridad rojiblanca ante el tesón teyero, cuyo entusiasmo no se veía reflejado en el marcador. Ichi, resolviendo un barullo en el área, puso el cuarto en el marcador. Sin embargo, la goleada no amedrentó a las jugadoras de Valdés que se lanzaron a recortar distancias en el marcador. Lo consiguió Trevi, en el minuto 55, justa recompensa a los esfuerzos del equipo de Ceares.

1 Gijón Femenino

Vanessa; Gema (Noemí, m. 67), Eli, Mayra, Raquel, Zara (Nani, m. 67), Paula Fernández (Treviño, m. 46), Lorena (Liber, m. 59), Lydia, Carla y Aida.

7 Sporting

Paula (Sheila, m. 48); Candy, Acuña, Ayuso (Puyi, m. 53), Abati; Noelia F. (Sheila F, m. 54), Sarai García, Ichi (Isa, m. 76); Pañu, María Yenes e Irene

Goles
0-1: m. 13, Acuña. 0-2: m. 33, Irene. 0-3: m. 44, Irene. 0-4: m. 47, Ichi. 1-4: m. 55, Trevi. 1-5: m. 63, Irene. 1-6: m. 66, Irene y 1-7: m. 72, Irene.
ÁRBITRO
Sara Fernández Ceferino (Colegio asturiano).
incidencias
9.700 espectadores en El Molinón repartidos entre la Tribuna Oeste y la Grada Este.

Así lo entendieron los aficionados, que aplaudieron todos los goles con fervor, sin reparar en la dimensión del resultado. Todos coincidían en que lo importante era disfrutar de un bonito espectáculo, reivindicando el papel protagonista del fútbol femenino. Cabe destacar, sin ir más lejos, la presencia de muchas niñas en las gradas que, a buen seguro, sueñan con poder jugar el día de mañana en El Molinón, emulando a las futbolistas que estaban hoy sobre el césped del municipal gijonés.

Más información

Irene continuó con su exhibición y amplió la cuenta tras aprovechar en el segundo palo un centro desde la derecha. No sería el último gol de la leonesa que minutos después anotó su cuarto tanto rematando una gran asistencia de Sheila.

Sucesión de cambios por ambos equipos. Tanto Valdés, por parte teyera, como Riki Alonso, dieron entrada en el campo a jugadoras suplentes para que disfrutaran una cita especial, un momento histórico para el fútbol femenino. Irene y su ambición no tiene fin. La atacante rojiblanca, con otro disparo desde la frontal, anotó su quinto gol de la mañana, a pesar de los esfuerzos de Vane.

El Gijón Femenino, a pesar de lo abultado del tanteo, siguió peleando sin descanso. Liber se fue hasta de tres defensas y acabó finalizando con un fuerte disparo al palo corto que adivinó Sheila con una gran estirada.

El partido llegó a su fin y la afición presente en las gradas de El Molinón despidió con una sonora ovación a ambos equipos, conscientes del esfuerzo realizado y del hito que suponía reunir a casi diez mil personas en un partido de fútbol de chicas.