Treviño: «Somos un equipo acostumbrado a salir adelante»

Treviño: «Somos un equipo acostumbrado a salir adelante»

MARÍA SUÁREZ

La gijonesa ha superado varias lesiones de rodilla y busca su mejor estado de forma

La futbolista del Gijón FF, Sara Treviño, valora positivamente que el equipo haya empezado encontrar la recompensa al trabajo en forma de resultados. La centrocampista teyera reconoce que es difícil ver cómo las victorias se hacen de rogar, pero insiste en que salir adelante cuando más se sufre deportivamente hablando es una cualidad que está en el ADN del Gijón FF.

La gijonesa, que no concibe su vida sin el fútbol, lleva seis años en el club y reconoce que no sólo compite sino que también disfruta del deporte en un equipo del que ya es un ejemplo de esfuerzo. Tras superar cuatro lesiones en la misma rodilla, su objetivo es llegar física y mentalmente al nivel anterior a las lesiones.

Treviño, que entiende el fútbol como «desconexión», recuerda cómo llegó al equipo gijonés con sólo 14 años y admite que entonces no era consciente de la «magnitud» de una institución que define como «referente regional» tras competir tantos años a nivel nacional.

Motivada por hacer crecer cada día un poco más al club, sus objetivos siempre son hacer mejorar al equipo colectivamente. La teyera destaca que de cara a puerta sólo les faltaba «un puntito de suerte» y explica que desde que están en La Cruz -campo que estrenan esta campaña-, gozan de más visibilidad y disfrutan con mayor intensidad de la afición.

Una racha inmejorable la que habéis logrado en estas dos semanas ¿qué sensaciones os deja en el vestuario?

Empezamos a ver como el trabajo tiene su recompensa. Conseguir dos victorias consecutivas nos da seguridad, pero aún no hemos hecho nada.

¿Es complicado trabajar sin que el esfuerzo de el resultado que se merece?

Por supuesto. Es difícil cuando los resultados no llegan pero somos un equipo acostumbrado a sufrir y a salir adelante ante estas situaciones.

¿Qué supone para ti jugar en el primer equipo del Gijón FF? ¿Es especial cuando llevas en el mismo club desde infantiles?

Es un orgullo llevar 6 años en el primer equipo. El club siempre ha confiado en mí y aquí he madurado como futbolista y como persona.

Como referente para esas niñas que están ahora en la escuela mixta, ¿qué les dirías? ¿Qué ha supuesto para ti entrar a formar parte del club y qué aporta el haber mantenido el fútbol en tu vida a lo largo de todas esas etapas?

Les diría que disfrutasen todo lo posible de este deporte, que tengan ganas de aprender y llegar lejos... Desde abajo lo importante es inculcar unos buenos valores. Cuando entré al club con 14 años no era consciente de la magnitud de este. Es un referente a nivel regional que ha competido en la máxima categoría a nivel nacional. El club aspira a crecer día a día. No concibo mi rutina sin el fútbol, llevo toda la vida con el balón en los pies y, no sólo me permite competir y disfrutar de este deporte, sino que también es un medio de desconexión.

¿Cómo te encuentras en el primer equipo? ¿Qué es lo que aporta Trevi al grupo tanto dentro como fuera del campo?

Siempre me he encontrado cómoda, somos un vestuario muy unido y con ganas de luchar. Intento hacer grupo siempre, en el campo doy lo mejor de mi.

¿Qué objetivos personales te marcas? ¿En qué te propones mejorar a lo largo de esta campaña?

Mi objetivo todos los años es el mismo, crecer y ayudar al equipo todo lo posible. Llevo cuatro lesiones en la misma rodilla, trabajo para llegar al menos al nivel previo, tanto física como mentalmente.

Os ha costado tanto no encajar en los inicios, como marcar en algunos partidos... ¿ha trabajado el equipo eso o era una cuestión de confianza?

Valdés intenta corregir en cada entrenamiento todos los aspectos en los que fallamos. De cara a puerta, sabíamos que iban a llegar los goles, nos faltaba ese puntito de suerte desde pretemporada.

En las dos últimas victorias habéis comenzado perdiendo, ¿Trabajáis mejor bajo presión?

Parece que necesitamos encajar un gol para venirnos arriba... Debemos mejorar en este apartado y ser nosotras las que peguemos el primer golpe sobre la mesa

Ahora llega un partido importante por la entidad del rival... ¿Cómo lo afrontáis? ¿Cómo se le juega de tú a tú a un equipo llamado a pelear el ascenso?

Es un partido más. Da igual el rival, saldremos a pelear más que nunca porque un fallo contra este tipo de equipos te condenan.

¿Qué supone para vosotras jugar en La Cruz? ¿Ha sido otro gran cambio de esta temporada al que adaptarse?

Sí, es difícil adaptarse cuando entrenas en campo sintético y juegas en hierba natural. Creo que se va notando el paso de la liga y que cada vez estamos más cómodas en el terreno. Jugar en La Cruz nos da mucha más visibilidad. La afición del Ceares y por supuesto, la nuestra, nos anima desde que salimos al campo.

 

Fotos

Vídeos