La aficiones del Sporting y Oviedo frente a frente en la llegada al Molinón