Maru derriba otra barrera

Maru Rodríguez, ayer, junto al auditorio de Oviedo. /  ÁLEX PIÑA
Maru Rodríguez, ayer, junto al auditorio de Oviedo. / ÁLEX PIÑA

La ovetense se convierte en la primera mujer asturiana con el título de entrenadora de porteros profesional

DANI BUSTO OVIEDO.

El veterano portero del Girona Gorka Iraizoz, el exguardameta azul Esteban y el exrojiblanco Roberto fueron algunos de sus recientes compañeros de 'pupitre'. La ovetense Maru Rodríguez se convirtió el pasado miércoles en la primera mujer asturiana en obtener el título de Profesional Especialista en Entrenamiento de Porteros de Fútbol, tras concluir en Las Rozas (Madrid) el curso organizado por la Escuela Nacional de Entrenadores.

Ella era, además, la única chica del curso en un mundo, el del fútbol, en el que las mujeres tratan de abrirse paso. De momento, en el Principado, Maru ya ha derribado una barrera más al convertirse en la primera entrenadora de porteros profesional. «Antes se veía un poco raro, pero estamos en el siglo XXI y cada vez hay más jugadoras. Espero que también se vean pronto entrenadoras cualificadas», afirma Maru Rodríguez, quien pronto comenzará la tercera campaña en el Real Oviedo Femenino como entrenadora de porteros del primer equipo, además de compaginar su labor con el filial y el cadete.

El curso, desarrollado entre marzo y mayo, fue para Maru «muy gratificante». En este sentido explica que en su etapa como guardameta «había cosas que se entrenaban aunque no se tuviera muy claro por qué, pero hacer este curso sirve para abrir esa 'caja' y aprender todos los detalles». Cabe recordar que en sus años como guardameta la asturiana jugó en el Oviedo Moderno, el Atlético de Madrid y la Sub 19, hasta llegar a debutar con la Selección Española Absoluta.

Como profesores, Maru Rodríguez tuvo en esta ocasión a Luis Llopis, preparador de porteros en el Real Madrid hasta el mes pasado -incorporado recientemente al cuerpo técnico de la Real Sociedad- y Javi García, homólogo en el PSG, entre otros.

El cargo de entrenador de porteros ha cobrado importancia con el paso de los años en todos los clubes de fútbol. «El de guardameta es el puesto que más ha evolucionado», recuerda Maru, al tiempo que añade que «antes no había nadie especializado y tampoco manera de formarte, pero cada vez salen más cursos y eso se nota, porque cada vez van surgiendo en España porteros de mayor nivel».

Sin ir más lejos, en el conjunto ovetense contaba hasta esta temporada con la internacional sub 19 María Echezarreta, de 16 años, una guardameta «con mucha proyección», que el próximo curso continuará sus estudios de Bachillerato y su formación bajo palos en Estados Unidos.

De momento, y a pesar de contar con la titulación profesional, la exguardameta ve sus labores de entrenadora «como un 'hobby'», ya que le gusta «inculcar lo aprendido» y lo que le han enseñado otros técnicos. Según asegura, le gusta formarse ya que «el saber no ocupa lugar», y tampoco descarta en un futuro dedicarse profesionalmente a su gran pasión. «Vivo el día a día y no pienso más allá, aunque nunca se cierran puertas», asegura. De momento, a las únicas puertas a las que quiere ponerle el candado es a las que guardan, bajo palos, sus jóvenes discípulas en el conjunto azul.