Un huracán de felicidad

Sara González, Marta Piquero y Natasha Lee, con algunos de los aficionados que fueron ayer al Aeropuerto a recibirlas . /  JORGE PETEIRO
Sara González, Marta Piquero y Natasha Lee, con algunos de los aficionados que fueron ayer al Aeropuerto a recibirlas . / JORGE PETEIRO

Las tres asturianas de la Selección celebran en casa la conquista del europeoNatasha Lee, Marta Piquero y Sara González ya se entrenaron ayer con el resto de sus compañeras y hoy disputarán el partido de la OK Liga en Mata-Jove ante el Bigues i Riells

JOSÉ LUIS CALLEJA GIJÓN.

Ni los nervios ni la ansiedad alteraron a la selección española de hockey sobre patines que ya presume de la sexta corona europea. Hubo que esperar para levantar la copa y celebrarlo con la afición, pero las integrantes de este equipo hicieron realidad un sueño que tuvo que demorarse varias semanas después de la suspensión del partido definitivo ante la anfitriona Portugal. Un minuto y 45 segundos pendientes tras el aplazamiento el pasado 13 de octubre en Mealhada a causa de los efectos de la tormenta tropical Leslie. «Todo transcurrió muy rápido», coinciden las heroinas asturianas a su vuelta de tierras lusas. Natasha Lee, Sara González y Marta Piquero, las tres jugadoras del Telecable Hockey Club han sido claves en la consecución de otro hito para un deporte en el que España demuestra en cada competición su hegemonía.

Las tres jugadoras asturianas fueron recibidas por un nutrido grupo de aficionados al grito de 'campeonas de Europa' en un ambiente festivo en el que también se dio cita el entrenador del conjunto gijonés, Fernando Sierra, y la meta del quinteto fabril, Elena González. Natasha Lee y Sara González realizaron el viaje en avión desde Barcelona, a donde llegaron anteanoche procedentes de Oporto, mientras que Marta Piquero llegó por carretera desde el país vecino para unirse a sus dos compañeras de equipo. La jugadora de Pola de Lena hizo el viaje con su familia, que acudió a presenciar en directo los apenas dos minutos que estaban pendientes,

Las internacionales del 'cinco' fabril fueron vitoreadas por sus incondicionales, algunos de los cuales incluso les pidieron autógrafos y fotografías a las flamantes campeonas para llevarse un recuerdo de otro episodio para el recuerdo.

«Llegamos, metimos el gol y cerramos el partido, que era el objetivo», dice Natasha Piquero: «Fue un abrir y cerrar de ojos. Apenas había empezado y ya lo celebrábamos» «Salimos concentradas desde el primer segundo y no les dimos opción», afirma Sara

Natasha Lee, capitana de la Selección Española, explicó a su llegada que «todo salió a pedir de boca, porque llegamos allí, metimos el gol y ganamos, que era lo único que teníamos en mente». La seis veces campeona de Europa reconoce que tampoco fueron las cosas tan fácil como se presentaron, «porque tuvimos un poco de nervios antes del encuentro sobre la pista, pero lo supimos gestionar bien y salió todo fenomenal».

También hizo alusión al hecho de que el título tuvo que resolverse diecinueve días después en el sentido de que «ojalá esto no vuelva a repetirse, porque fue algo fuera de lo normal». Sin embargo, Natasha Lee mira el lado positivo de esta final europea 'partida' en dos jornadas, ya que contó con una mayor repercusión y eso es «bueno para el hockey sobre patines, es positivo que centre la atención un día, aunque sea por culpa de un huracán».

Por su parte, Sara González se mostró feliz y tranquila, «porque todo pasó muy rápido y siguió el guión que teníamos previsto, en un minuto y 45 segundos en los que sabíamos lo que teníamos que hacer desde un principio para no dar lugar a la sorpresa».

La ahora tetracampeona de Europa con la Selección Española subraya que «todo salió bien y lo importante es que la copa ya está en nuestras manos». Para la jugadora del Telecable Hockey la clave radicó en que «salimos concentrados desde u principio y no dimos opciones a Portugal». No obstante, la internacional gijonesa destaca que «esperábamos que ellas salieran mucho más fuertes de mano, pero el control fue total desde un primer momento». Lo fundamental para la defensa del equipo gijonés es que «logramos un título que habíamos trabajado durante todo un verano y, además, pudimos celebrarlo allí, con gente de Asturias que fue a apoyarnos».

Mientras, Marta Piquero señaló que «fue un abrir y cerrar de ojos, no había empezado y estábamos ya celebrándolo». La jugadora de Pola de Lena tiene claro que «estuvo todo bastante controlado desde el inicio; sabíamos que íbamos a ganar».

Cambio de chip

Las tres internacionales del conjunto fabril apenas tuvieron para el reposo. Tras llegar con su equipaje ayer a las tres de la tarde descansaron en sus domicilios y se entrenaron de noche bajo las órdenes del técnico Fernando Sierra en el polideportivo de Mata-Jove de cara al encuentro de esta tarde contra el Bigues i Riells (19.15 horas), en un partido en el que todas ellas recibirán el cariño de la afición que llena en cada encuentro el recinto del popular barrio de La Calzada.

Natasha, con respecto al choque de hoy, señala que «tendremos que dar nuestra mejor versión, porque el rival no es nada fácil». De la misma opinión es Sara, quien apunta que «no tenemos que darles ningún tipo de confianzas», mientras que Marta Piquero dijo que «tras la gran victoria en Voltregá no fallaremos».

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos