Los autónomos critican el «abandono» y la demora en los pagos del Principado

El Día del Autónomo reunió en Oviedo a unas doscientas personas. /
El Día del Autónomo reunió en Oviedo a unas doscientas personas.

Afas insta al Ejecutivo de Javier Fernández a cesar en la actitud que le hace vivir «de espaldas a la realidad» y reclama una reducción fiscal

ANA MORIYÓN OVIEDO.

La ausencia de representantes del Gobierno de Javier Fernández y del grupo parlamentario socialista en el VII Día del Autónomo y Asociaciones Empresariales, organizado por las Asociaciones Federadas de Autónomos de Asturias (Afas), no hizo más que echar leña al fuego de la polémica que comenzó el pasado verano, cuando el colectivo que preside Rosa Suárez se sintió excluido por parte de esta administración en los actos en torno al trabajador por cuenta propia que se vienen celebrando anualmente en la Feria Internacional de Muestras de Asturias y que, hasta este mes de agosto, organizaba precisamente Afas.

«¿Hay por ahí algún representantes del Gobierno?», preguntó con tono irónico Rosa Suárez después de saludar a representantes de ayuntamientos, cámaras de comercio, asociaciones empresariales y del resto de los grupos parlamentarios que acudieron puntuales a la cita en el Auditorio Príncipe Felipe, en Oviedo. «Lamento mucho que el presidente del Principado haya declinado nuestra invitación, ya que hubiese tenido la oportunidad de escuchar en vivo y en directo nuestros problemas», le recriminó Suárez, quien calificó de «grave» que ningún miembro del Ejecutivo les hubiera acompañado en la celebración, pese a que la invitación fue cursada hace dos meses. Advirtió Suárez, no obstante, que Asturias tiene 76.100 autónomos con capacidad para «inclinar la balanza electoral».

No ahorró la presidenta de Afas palabras para reprochar el «abandono» que los autónomos están sufriendo por parte del Principado pero, aclaró, no únicamente por su «desplante», sino porque siguen sin tomarse medidas dirigidas a favorecer el tejido empresarial que conforman. Ni siquiera las ya anunciadas. «El consejo regional del trabajo autónomo aún está sin constituir y del millón de euros que prometió el director de Turismo y Comercio en la prensa para la consolidación de autónomos y empresas no sabemos nada», recriminó. «El Gobierno asturiano continúa con su autismo particular, obsoleto en su propia y rancia visión del mundo y consecuentemente de espaldas a la nueva realidad social», censuró la máxima representante del colectivo, que se despidió exigiendo a los políticos «que se pongan a trabajar para que nuestra región se ponga a funcionar y nuestro Gobierno salga del autismo en el que está inmerso, en la cueva de Alí Babá y... acaben ustedes la frase», retó al público. Se ganó el primero de los aplausos.

Tras ella tomaron la palabra hasta catorce representantes de diferentes asociaciones empresariales de la región -comercio, centros y servicios a mayores, empresas familiares, mujeres campesinas, autónomos profesionales, agricultores y ganaderos, servicios sociales, pintores, mujeres empresarias, turismo rural, transportistas, emprendedores...- para dar a conocer la situación de sus respectivos sectores y plasmar las necesidades de sus asociados. Fueron varios los que incidieron en aspectos a los que ya había hecho referencia la propia presidenta de Afas en su discurso, como la necesidad de reducir la carga tributaria, equiparar las condicionales de jubilación y desempleo a las de los trabajadores por cuenta ajena y, sobre todo, atajar la morosidad de las administraciones locales y del Principado con las pequeñas empresas.

Cerró el acto Miguel Ángel Blanco, presidente de la Confederación Intersectorial de Autónomos del Estado, quien insistió aún más en este aspecto y reclamó «responsabilidad política» para quienes no cumplan la Ley de Morosidad. También solicitó al Gobierno central una prórroga para mantener los contratos de renta antigua, cuya supresión pone en peligro la continuidad de 200.000 comercios en España.

 

Fotos

Vídeos