El ascensor Multi, de Thyssen, ideado en Gijón, estrella alemana en Dubái

Andreas Schierenbeck, consejero delegado de Thyssen, tercero por la izquierda, con las autoridades asturianas en la presentación en 2015 de Multi en Gijón. / PALOMA UCHA
Andreas Schierenbeck, consejero delegado de Thyssen, tercero por la izquierda, con las autoridades asturianas en la presentación en 2015 de Multi en Gijón. / PALOMA UCHA

El Gobierno germano lo ha elegido para ser expuesto como uno de sus proyectos principales en el pabellón 'Campus Germany'

N. A. E.GIJÓN.

El Gobierno alemán sacará pecho en la Expo 2020 de Dubái de su tecnología y músculo innovador, aunque no todas las novedades serán puramente germanas. De hecho, una de las estrellas de su muestra tendrá origen asturiano. Cuando esta exposición abra sus puertas en octubre del año que viene, el primer ascensor sin cables del mundo para rascacielos, denominado Multi, ocupará un lugar destacado, un sistema ideado en el centro de I+D+i de la multinacional en Gijón y cuyo prototipo también se fabricó y se presentó en el Principado, allá por 2015.

«Nuestro ascensor Multi ha sido elegido por el Ministerio Federal de Economía y Energía alemán para ser expuesto como uno de los proyectos principales en el pabellón 'Campus Germany' de la Expo2020 que se celebra en Dubái», señalaron orgullosos desde ThyssenKrupp Elevator España.

Este sistema pionero, que aplica a sus cabinas la tecnología de motores lineales que fue desarrollada para los trenes de levitación magnética de alta velocidad, ha sido seleccionado como uno de los proyectos «faro» del pabellón alemán y será presentado por el ministro federal para Asuntos Económicos y Energía de Alemania.

«Dubái es una ciudad que brinda una plataforma para invenciones y atrae a personas y empresas de todo el mundo. Multi ayudará con ello, al demostrar a los asistentes a la Expo 2020 cómo la tecnología puede mejorar la movilidad urbana», aseguró Peter Walker, consejero delegado de ThyssenKrupp Elevator.

La multinacional alemana aspira con Multi a cambiar la forma en la que las personas se desplazan en los edificios y proporcionar nuevas perspectivas a los arquitectos, los propietarios de inmuebles y los usuarios. Al utilizar motores lineales para cada cabina, el uso de cables es completamente innecesario y el aparato puede desplazarse de forma vertical y también horizontal. Además, al funcionar sin cables, permite la operación simultánea de varias cabinas en el mismo hueco y se facilita construir edificios mucho más altos en las ciudades -los elevadores con cables no logran superar los 600 metros- . Asimismo, al requerir menos huecos, deja disponible una mayor cantidad de superficie para viviendas, alrededor de un 25% más.

En la Expo 2020, Multi demostrará también cómo varias soluciones de transporte, que van desde la logística subterránea a los aerotaxis, pueden interconectarse con ascensores sin cables.

Lo que no parece que suceda es que quede constancia de la identidad asturiana de Multi. De hecho, desde Thyssen se destaca que fue presentado en 2017 en la torre de pruebas vanguardista de la multinacional de Rottweil (Alemania), sin citar que dos años antes su prototipo ya se pudo ver en Gijón.