Barbón considera «fundamental» la reunión que mantendrán Pedro Sánchez y Lakshmi Mittal

Adrián Barbón./EFE
Adrián Barbón. / EFE

El presidente regional saca pecho de la influencia del Principado en Madrid

Noelia A. Erausquin
NOELIA A. ERAUSQUINGijón

El presidente del Principado, Adrián Barbón, ha reconocido este jueves la preocupación que existe sobre los recortes de Arcelor, aunque ha insistido en que los problemas no son exclusivos de Asturias y su solución tampoco se encuentra aquí. Así ha destacado la guerra comercial y la inexistencia de un arancel ambiental en frontera como las dos principales amenazas que se ciernen sobre la siderurgia regional.

En este sentido, puso en valor la reunión que mantendrán próximamente el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, con el presidente y máximo accionista de ArcelorMittal, el empresario angloindio Lakshmi Mittal, un encuentro que calificó de «fundamental», dado el carácter de multinacional de la compañía. No obstante, sí reconoció que el hecho de que el Gobierno esté en funciones supone un problema para tomar decisiones y recordó sus advertencias de que si se bloqueaba la formación de un Ejecutivo y se convocaban elecciones habría amenazas para la región. En este sentido, recordó que el Ministerio de Industria no tiene la capacidad para aprobar un estatuto para las electrointensivas al estar en funciones. Por ello, no pudo avanzar qué puede ofrecerle Sánchez a Mittal para que revierta los recortes en las factorías de Gijón y Avilés. «Dejemos que eso fluya», señaló sobre la reunión.

Por otro lado, aprovechó para sacar pecho por «la influencia» que tiene Asturias en el Gobierno central, con la implicación del equipo de Pedro Sánchez en los problemas industriales que afectan a la región y la presencia frecuente de la ministra Reyes Maroto en el Principado. «Responden a las presiones de Asturias», explicó.

Noticias relacionadas