Ratifican la multa de 1.060 millones a Intel por abuso de posición dominante

EFE BRUSELAS.

El Tribunal General de la Unión Europea (TGUE) confirmó ayer la multa de 1.060 millones de euros que la Comisión Europea impuso a la empresa estadounidense Intel, por haber abusado de su posición dominante en el mercado de los procesadores entre 2002 y 2007. El Tribunal, con sede en Luxemburgo, informó ayer de que ha desestimado el recurso que interpuso el fabricante de microprocesadores y confirmó la decisión del Ejecutivo comunitario.

Se confirma así la multa más alta jamás impuesta por la CE a una sola empresa en un procedimiento por infracción de las normas de la competencia. «El Tribunal observa, en particular, que los descuentos a Dell, HP, NEC y Lenovo son descuentos por exclusividad».

Para la CE, el fallo confirma que estaba justificada su denuncia por una conducta anticompetencia en un mercado global. Por ello, dicen, seguirán «persiguiendo con firmeza los abusos de posición dominante porque restringen la competición del mercado único en detrimento de los consumidores».