Arcelor eleva sus previsiones para 2018 tras ganar mil millones en tres meses

Las instalaciones de ArcelorMittal en Gijón. /DAMIÁN ARIENZA
Las instalaciones de ArcelorMittal en Gijón. / DAMIÁN ARIENZA

Avanzará en su plan de productividad, que supone automatizar las plantas y suprimir un centenar de empleos en Asturias

NOELIA A. ERAUSQUIN GIJÓN.

Soplan buenos vientos para ArcelorMittal. La multinacional anunció ayer unos beneficios en el primer trimestre de 1.192 millones de dólares (997 millones de euros, según el cambio actual), lo que supone un incremento que ronda el 15% con respecto al resultado neto del cuarto trimestre de 2017 y del 19% en relación al primero de ese ejercicio, que se situaron ambos por encima de los 1.000 millones de dólares (869 y 838 millones de euros). El presidente y máximo accionista de la multinacional, Lakshmi Mittal, destacó en un comunicado «la mejora de las dinámicas del mercado mundial del acero en los primeros meses de 2018» y las buenas previsiones que se tienen para el resto del periodo. «Las perspectivas para 2018 han ido mejorando a medida que avanzaba el año», reconoció.

El resultado de explotación de la multinacional superó los 1.300 millones de euros, lo que supone un aumento en relación al del cuarto trimestre del año y una cifra estable con respecto al del mismo periodo de 2017, mientras que el ebitda -resultado antes de intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones- fue de 2.100 millones, con un aumento del 17% frente al trimestre anterior, debido al incremento de los precios siderúrgicos (+8,2%) y del mineral de hierro (+13,6%). Además, el volumen de expediciones de productos siderúrgicos se situó en 21,3 millones de toneladas, con un avance de un 1,7% con respecto al cuarto trimestre y un aumento del 1,4% en comparación con el mismo periodo del año pasado. Sin embargo, el endeudamiento neto creció a 9.300 millones de euros, frente a los 8.500 a 31 de diciembre de 2017, debido a inversiones en fondo de maniobra, la ejecución de un programa de recompra de acciones y a diferencias de cambio. Frente a hace doce meses el pasivo cayó en 840 millones.

Más información

Avance en la Bolsa

Detrás de estos buenos resultados, según explica la empresa están distintos factores, como el crecimiento de la demanda o la aplicación de medidas de defensa comercial contra el acero chino, lo que ha propiciado «mayores índices de utilización de las capacidades de producción, así como satisfactorios márgenes de los productos siderúrgicos a escala mundial», señaló Mittal. Estos resultados han superado ampliamente las estimaciones de los expertos, lo que ha hecho a Arcelor protagonizar la mayor subida del Ibex 35 de ayer, al revalorizarse sus acciones un 2,49%.

Según el documento que recoge las explicaciones financieras del grupo, la multinacional espera que la demanda subyacente continúe creciendo en Europa, respaldada por la fortaleza del mercado final de maquinaria y construcción, y se augura que crezca entre un 1% y un 2% este año, frente al 1,5% de 2017.

Otro de los aspectos que recalcó Mittal fue la aplicacción del plan Acción 2020, impulsado a nivel mundial tras la debacle de 2015, cuando perdió de más de 7.000 millones de euros, y que implica analizar cada instalación para lograr mejoras de costes, el incremento de volúmenes y el porcentaje de productos de alto valor añadido. En el caso de Asturias, este plan supone la intención de amortizar cerca de un centenar de empleos, a la vez que se invierte en automatizaciones. «Seguimos centrando nuestros esfuerzos en impulsar una mejora estructural, mediante la materialización de nuestro plan estratégico Acción 2020», señaló Mittal. «Queda más por venir», refleja el documento distribuido por la compañía, que considera que este proyecto la diferencia de sus competidores y ha logrado contribuir al resultado bruto de explotación en 2017 en 500 millones de euros y un acumulado de 1.250 desde su puesta en marcha.

Por otro lado, Mittal anuncia que prevé concluir la adquisición de Ilva a finales del segundo trimestre de 2018, una operación que defiende la compañía, al considerar que la siderúrgica italiana «encaja perfectamente en el negocio y la estrategia existentes en ArcelorMittal» y a la que califica como «la oportunidad perfecta».

 

Fotos

Vídeos