El Grupo Baldajos invierte en Langreo tres millones de euros en una planta «única en España»

La visita ha servido para comprobar los procesos integrados en la planta./Juan Carlos Román
La visita ha servido para comprobar los procesos integrados en la planta. / Juan Carlos Román

Las nuevas instalaciones se especializan en el recauchutado de ruedas de grandes dimensiones

Alejandro Fuente
ALEJANDRO FUENTE

El grupo empresarial Baldajos, especializado en el recauchutado de neumáticos, ha presentado esta mañana una nueva planta, única en España, de fabricación de ruedas OTR, que son de grandes dimensiones, de más de cuatro metros de altura y cinco toneladas de peso. Las nuevas instalaciones se encuentran en el polígono de La Moral en Tuilla, Langreo. Alejandro Díaz, dueño de la firma, informó de que se han invertido más de tres millones en esta nueva nave que cuenta con elementos de «última tecnología». Estos neumáticos están orientados a mercados como el canadiense o para Sudáfrica, entre otros. En la actualidad se emplean a 29 trabajadores de forma directa. «Queremos ser un referente del sector a nivel nacional y también internacional», añadió.

Los neumáticos denominados con las siglas OTR poseen características claves como su capacidad para soportar grandes cargas, rodar sobre superficies con gran irregularidad, así como su extraordinaria duración, por lo que son utilizados sobre todo por maquinaria industrial como retroexcavadoras, palas cargadoras, niveladoras, grúas o tractores.

Desde la empresa se destaca que se trata de la consolidación de una industria innovadora, competitiva y rentable, que contribuye al desarrollo industrial, económico y social de Langreo. Se hace uso para ello de la tecnología más puntera en este campo, lo que permite automatizar de la forma más eficiente y aumentar así la capacidad productiva. Se crean seis empleos directos adicionales a los que ya existen, así como más de una docena de indirectos.

Las nuevas instalaciones se ubican en una parcela de más de 9.000 metros cuadrados y en una nave de más de 3.000 metros cuadrados, que sumadas a las ya operativas con anterioridad suman en conjunto más de 15.000 metros cuadrados en el polígono de La Moral.

Se destaca que se trata de una iniciativa económica y segura, con un alto valor ecológico, que se inscribe de pleno en la práctica de la economía circular, al tiempo que recupera, recicla y reutiliza, pues se precisa una cantidad de petróleo siete veces inferior para el renovado responsable de un neumático homologado como el de cubiertas nuevas, por lo que aporta una respuesta eficiente a residuos de compleja degradación.