La Cámara resalta su «ejemplo» para todo el empresariado

S. B. GIJÓN.

Félix Baragaño manifestó ayer, en nombre de la Cámara de Comercio de Gijón, el pesar por la pérdida de «un empresario de referencia en Gijón y en el conjunto de Asturias, tanto por su destacada y brillante labor en el sector de la construcción como por encarnar los valores intrínsecos a la figura del empresario».

«Su capacidad e iniciativa, para la asunción del riesgo, para la creación de riqueza y de búsqueda contínua de nuevos proyectos, hicieron de Luis Alvargonzález un ejemplo de empresario cuyo legado sirve de estímulo para el resto de sus colegas y para el conjunto de la sociedad», resaltó el presidente de la Cámara de Comercio gijonesa.

«Su amor y pasión por Gijón y por Asturias fueron también notas destacadas de su personalidad, cuyo vacío se ha dejado sentir en las numerosas manifestaciones de condolencia que se han vivido en la Cámara de Comercio a lo largo del día», agregó Baragaño.

Por último, trasladó un cariñoso y sentido pésame a su familia. «Su viuda y sus hijos pueden sentirse muy orgullosos», dijo, al tiempo que les animó a seguir con el legado de Luis Alvargonzález.

 

Fotos

Vídeos