Duro se hunde un 50% en Bolsa tras elevar sus pérdidas semestrales hasta los 54,9 millones

Duro se hunde un 50% en Bolsa tras elevar sus pérdidas semestrales hasta los 54,9 millones

Las ventas del grupo asturiano bajaron un 30,4% y la contratación un 87,4% interanual debido a la crisis que atravesaba

N. A. E. / AGENCIAS

Duro Felguera ha vivido hoy una jornada negra en la Bolsa. Los malos resultados presentados hoy, con unas pérdidas de 54,9 millones de euros en el primer semestre del año, han desplomado la cotización de sus acciones más de un 50%. Los números rojos son mucho mayores de los esperados, tras registrar en el mismo semestre de 2017 un resultado negativo de 1,9 millones de euros. Esos malos resultados coinciden con el momento más crítico de la ingeniería asturiana, que hizo temer por su supervivencia, y que logró salvarse tras la reestructuración de su deuda y una ampliación de capital.

En concreto, los títulos de la compañía han permanecido inhibidos de cotización durante casi cuatro horas al no casar las órdenes de compra y venta, iniciando la andadura bursátil de este viernes con un desplome del 46,07% cercanas las 13.00 horas, hasta intercambiarse a un precio de 0,0111 euros.

El grupo de ingeniería ha explicado que las pérdidas semestrales incluyen el impacto negativo por la venta el pasado mes de agosto de su filial DF Rail, por importe de 4,7 millones de euros.

En este periodo, las ventas ascendieron a 222,2 millones de euros, lo que supone un descenso del 30,4% respecto a las producidas en el primer semestre del año anterior.

El resultado bruto de explotación (Ebitda) de Duro Felguera a cierre de junio refleja unas pérdidas de 48,2 millones de euros, frente a los 7,8 millones de euros del año anterior. Estos datos negativos son consecuencia de la reducción de la actividad, las desviaciones en proyectos por importe de 30,3 millones de euros y las provisiones asociadas a los arbitrajes en curso por importe de 8 millones de euros.

Según concreta, las desviaciones en proyectos se concentran en las líneas de Energía, por un importe de 19,8 millones de euros, y Oil & Gas, por un importe de 10,5 millones de euros.

En relación con los arbitrajes en curso, se han provisionado 5,5 millones de euros por el proyecto Digestores de Medellín y 2,5 millones de euros por la revaluación de los saldos a cobrar en India.

Durante este semestre, la contratación ha sido de 52,2 millones de euros, lo que supone un 87,4% menos respecto al mismo periodo del año anterior. La reducción se produjo por la falta de un balance saneado y la indisponibilidad de líneas de avales, lo que dificulta la contratación de nuevos proyectos. La cartera de contratos a cierre del semestre asciende a 953,6 millones de euros.

La deuda financiera consolidada neta del grupo a 30 de junio asciende a 292,1 millones de euros, siendo la deuda bruta de 339,9 millones de euros y la tesorería de 47,8 millones de euros, que se reducido en 43 millones de euros por el consumo de caja para cubrir las necesidades de circulante, así como por los depósitos constituidos por importe de 17,6 millones de euros como garantía de sus contratos en sustitución de avales bancarios.

Durante la primera mitad del año todo fueron incógnitas sobre el futuro de Duro Felguera, unas dudas que se comenzaron a disipar en verano. Primero, con la aprobación de una ampliación de capital por 125 millones de euros, la salida del consejo de administración de su anterior presidente, Ángel Antonio del Valle, y el visto bueno a un plan de refinanciación acordado con la banca para la emisión de bonos convertibles en acciones por 233 millones de euros, y después con el éxito de esa ampliación de capital, que ha cambiado la estructura accionarial de la compañía, con la llegada de nuevos socios, como la familia Domínguez, dueña de la empresa textil Mayoral, que cuenta con el 9,5% y se convierte así en un accionista de referencia de la ingeniería asturiana.

La empresa había presentado el pasado mes de junio un plan de negocio que preveía para un beneficio neto de 170 millones de euros para este año, cifra que bajaría a 36 millones en 2019 para remontar a 38 millones en 2020 y a 51 millones en 2021.

Más información

 

Fotos

Vídeos