La regulación de empleo de Arcelor repercutirá en las auxiliares, dice Femetal

Pelayo Barcia, María Pérez Medina y Rafael Bernardo. / DAMIÁN ARIENZA
Pelayo Barcia, María Pérez Medina y Rafael Bernardo. / DAMIÁN ARIENZA

La patronal ve con «preocupación» el presente de las grandes industrias, aunque asegura que la situación del sector «es buena»

L. CASTRO GIJÓN.

La reducción de actividad por la aplicación del expediente de regulación de empleo temporal de ArcelorMittal tendrá un impacto «no positivo» en las empresas auxiliares que prestan servicio a la multinacional del acero. Así lo indicó ayer secretaria general de la Federación de Empresarios del Metal y Afines del Principado (Femetal), María Pérez Medina. Aseguró que Arcelor «tiene derecho» a aplicarlo por la caída de la demanda de acero por parte del sector del automóvil.

La patronal del metal ve con «preocupación» el presente de las grandes industrias radicadas en Asturias, especialmente el de la multinacional siderúrgica y el de Alcoa, ambas afectadas por el encarecimiento del precio de la energía. En este sentido, Pérez Medina consideró que esta cuestión sumada a las condiciones especiales del mercado internacional, por la entrada de otros competidores como China y Turquía y las guerras arancelarias con Estados Unidos, son las causas «principales» de la crisis de la gran industria asturiana.

Asimismo, la secretaria general de Femetal consideró que «la descarbonización exprés que quieren imponer» desde el Ejecutivo central afectará negativamente a la competitividad de las empresas asturianas, especialmente de aquellas que más dependen de la energía para su proceso productivo, como son ArcelorMittal, Alcoa y Asturiana de Zinc.