Liberty avisa de que competirá con las plantas asturianas

Una veintena de trabajadores, en plena faena, en interior de las baterías de cok de Gijón. /  CC OO
Una veintena de trabajadores, en plena faena, en interior de las baterías de cok de Gijón. / CC OO

Los sindicatos de Arcelor asistieron ayer al comité europeo de la multinacional, un encuentro en el que participaron dirigentes del grupo Liberty House, en pleno proceso para tomar el control de varias plantas de las que Arcelor se tiene que desprender por la compra de la italiana Ilva. En esta reunión avisaron de que entrarán en el mercado español con productos de esas factorías, como es la italiana de Piombino, que hasta ahora no vendía en España. Con ello, se incrementará la competencia para los productos que salen de las instalaciones asturianas de la multinacional siderúrgica. Además, los dirigentes de Liberty se mostraron mucho más optimistas sobre las previsiones del sector que los de Arcelor.

Por otro lado, la obra de las baterías de cok en Gijón marcha a todo ritmo, como muestra esta fotografía del interior de la instalación. El objetivo de la empresa es reducir lo máximo posible los plazos. En principio, se prevé el arranque de la primera batería para el 1 de octubre de este año.

 

Fotos

Vídeos