El Principado confía en duplicar las exportaciones a los países árabes

Los representantes de los países de la Liga Árabe, ayer, durante la visita al Centro Internacional Óscar Niemeyer. /
Los representantes de los países de la Liga Árabe, ayer, durante la visita al Centro Internacional Óscar Niemeyer.

Actualmente representan un 10% del total de las ventas de la región en el exterior, lo que supuso en 2013 una facturación de 281 millones

ANA MORIYÓN OVIEDO.

Potenciar «más aún» las relaciones comerciales entre Asturias y los países de la Liga Árabe, para conseguir «duplicar» el volumen actual de exportaciones hacia estos mercados -que en la actualidad representan ya un 10% del total de las ventas de la región en el exterior y que supusieron en 2013 una facturación de 281 millones-, e intensificar la cooperación no sólo económica, sino también cultural y de conocimiento «en beneficio mutuo». El presidente del Principado, Javier Fernández, resumía de esta forma el objetivo de la visita que representantes de los países que integran la Liga Árabe realizan estos días a la región. Una visita que comenzó ayer con un encuentro con una amplia representación del Gobierno regional, con Javier Fernández a la cabeza, en el que se fijó «una hoja de ruta de cooperación para los dos próximos años», tal y como concretó el decano de los embajadores de la Liga Árabe, Mohamed Haneche. El portavoz de la delegación destacó en este sentido la «tasa de crecimiento muy alta» que ofrece el grupo de países de la Liga -entre el 5 y 7%-, así como el importante «potencial» que el Principado tiene para el mundo árabe.

El propio presidente del Gobierno reconoció tras la reunión que ha detectado «mucho interés» por parte de la delegación árabe en todos los sectores económicos de la región, aunque de forma especial en los avances en materia de energías renovables, en tecnología y en el conocimiento sanitario de Asturias. «Hay mucho interés por nuestra experiencia y por establecer vínculos de cooperación», celebró, por lo que confía en que se pueda alcanzar el objetivo de duplicar las exportaciones en estos países a los que, añadió, Asturias está unida «por nuestras relaciones históricas y por proximidad». Javier Fernández subrayó también la «potenciabilidad demográfica y económica evidente» de estos países y aseguró que, en estos momentos, «nuestro lugar preferente de cooperación y comercio debe estar ahí»

Respecto a los conflictos que afectan a la zona árabe, Fernández aseguró que todos estos países «insisten en que la estabilidad es su horizonte más inmediato, y que la cooperación internacional y los proyectos de desarrollo facilitan que se consiga ese elemento crucial». Tras visitar ayer el puerto de El Musel y el Centro Internacional Oscar Niemeyer, su estancia concluye hoy con un encuentro con empresas asturianas y una reunión con los vicerrectores de la Universidad de Oviedo.

La delegación está compuesta por los embajadores de Argelia, Palestina, la República de Sudán, Libia, Líbano, Qatar, Kuwait, la República Tunecina y el Sultanato de Omán; además de representantes de la República Islámica de Mauritania, la República del Yemen, Arabia Saudí, Marruecos y la encargada de negocios de la Liga de los Estados Árabes.