El Conceyu por Otra Función Pública denuncia la «hipertrofia» de altos cargos

Afirma que los funcionarios de nivel 26 a 30 pasaron de ser 241 en 2004 a 395 sólo diez años más tarde

O. V. GIJÓN.

El Conceyu por Otra Función Pública denunció ayer que en la relación de puestos de trabajo del personal funcionario adscrito a las consejerías del Principado se constata que se ha «producido una hipertrofia en los puestos singularizados con los niveles retributivos más altos, del nivel 26 al 30, que se corresponden con jefaturas de servicio y puestos asimilados, como coordinadores, asesores, letrados, etcétera».

Según el Conceyu, en 2004 había 241 puestos clasificados en ese intervalo, cifra que «aumentó a 395 en 2014» y entre los que «llama la atención el incremento de 37 puestos de nivel 28, correspondientes fundamentalmente a jefaturas de servicio, con una retribución bruta anual de 50.041,46 euros; y de 110 puestos de nivel 26, debida a la creación de un nuevo tipo de puestos singularizados sin encaje legal alguno», de los que apunta que se denominan «coordinadores y asesores, con un retribución bruta anual de 45.508,4 euros».

Afirma el Conceyu que «esta hipertrofia de la estructura administrativa en los puestos funcionariales de mayor rango no se debe a nuevas necesidades objetivas en la prestación de servicios públicos que justifiquen este aumento exponencial del entramado orgánico», sino que, por contra, asegura que «es la prueba de que el Gobierno del Principado ha practicado una política de incremento salarial a favor de un grupo minoritario de funcionarios, todos ellos asignados a dedo» y sustrayendo la decisión «al debate parlamentario en la Junta General».