La falta de empleo obliga a 41.600 jóvenes a abandonar Asturias

Oficina pública de empleo de Gijón. /
Oficina pública de empleo de Gijón.

CCOO considera imprescindible «retener el talento» y para ello ha instado al Gobierno regional a generar empleo de calidad

EFE

CCOO de Asturias ha señalado este jueves que los últimos datos de la Encuesta de Población Activa (EPA), correspondientes al segundo trimestre de 2018, revelan que «la situación de la población joven en el mercado laboral asturiano sigue siendo muy precaria» y que la falta de trabajo ha obligado ya emigrar a más de 41.600 en la última década.

El responsable de Acción Sindical de CCOO de Asturias, Gerardo Argüelles, y la responsable de Juventud de CCOO de Asturias, Ana María Rodríguez, han analizado hoy en una rueda de prensa los resultados de este informe con motivo de la celebración el próximo domingo, 12 de agosto, del Día Internacional de la Juventud.

Rodríguez ha asegurado que diez años después «no se está saliendo de la crisis, ni se saldrá generando desigualdad» y ha apuntado que desde 2008 más de 41.600 jóvenes de entre 15 y 34 años han abandonado Asturias, 36.300 con destino a otras provincias y 5.300 al extranjero.

Asimismo, ha recordado que el último Plan de Retorno del Talento desarrollado por el Principado dotado con 600.000 euros solo logró el regreso de dos personas y ha señalado que en la primera convocatoria el balance fue de cero retornados.

A su juicio, esta iniciativa debería abrirse a más talentos ya que actualmente solo ha contratado personal la Universidad.

Asimismo, Rodríguez ha subrayado que otro dato que también le preocupa, es que solo uno de cada cuatro jóvenes participa en el mercado laboral, lo que convierte a Asturias en la comunidad autónoma con la tasa de actividad juvenil más baja del país.

Según el informe, la tasa de empleo de los jóvenes asturianos es del 14 por ciento y del total de asalariados, el 55,9 por ciento tiene un contrato temporal, el 34 por ciento trabajan a tiempo parcial y el 53,8 por ciento de la población joven asturiana desempeña un trabajo para el que está sobrecualificada.

Rodríguez ha considerado imprescindible «retener el talento» y para ello ha instado al Gobierno regional a generar empleo de calidad, reforzar los sistemas públicos, desarrollar una política de vivienda que permita a las personas jóvenes emanciparse y una políticas que faciliten la conciliación.

Además, también ha pedido que se subsane el desajuste entre la formación adquirida y los puestos de trabajo que ofertan las empresas, que se establezca un nuevo tejido industrial.

Por último, ha pedido al Gobierno que evalúe y replantee de forma integral y con el consenso de los agentes sociales el sistema de garantía juvenil, que la figura del becario no sirva para suplantar puestos de trabajo y que se acabe con el uso fraudulento de prácticas profesionales.

 

Fotos

Vídeos