Los trabajadores de Vesuvius duermen bajo un puente en señal de protesta