Los transportistas alertan de que el gasóleo puede subir doce céntimos

Daniel Pérez, en un partido con el Belenos en el Muro de Zaro
Ovidio de la Roza. / PALOMA UCHA

«No es moco de pavo», señala el presidente de Asetra sobre el aumento previsto por el nuevo impuesto al diésel que planea el Gobieno central

P. LAMADRID GIJÓN.

El impuesto al diésel anunciado por el Gobierno central se suma ahora a la larga lista de problemas que afectan al transporte. Según los cálculos de Ovidio de la Roza, presidente de la Asociación de Empresarios del Transporte y Aparcamiento de Asturias (Asetra) y de la Confederación Española de Transporte de Mercancías (CETM), la subida prevista con la nueva fiscalidad supondría un incremento de doce céntimos por litro de gasóleo. «No es moco de pavo», señaló en alusión al encarecimiento del combustible que tendrán que afrontar los transportistas a partir de enero de 2019 si los Presupuestos Generales del Estado se aprueban en el plazo establecido.

Así, el litro de gasóleo pasaría «de golpe de 1,2 euros a 1,32», detalló. De la Roza explica que, del coste total de lo que se paga en las gasolineras, «el 50% es fiscalidad», de modo que una mayor presión tributaria supone que los costes se disparen. Precisamente, el presidente de Asetra aprovechó la celebración del Día del Transporte en la 62 Feria Internacional de Muestras de Asturias (Fidma) esta semana para reclamar respaldo al Gobierno de Pedro Sánchez ante la vulnerabilidad del sector por la presión fiscal, los anuncios sobre la descarbonización y la competencia desleal, entre otras cuestiones.

Respecto a principios de agosto de 2016, el precio del gasóleo en Asturias se ha incrementado de forma progresiva. Mientras que hace dos años la media se situaba en 1,08 euros por litro, en 2017 la cifra ascendió a 1,11; mientras que este ejercicio la tarifa subió hasta 1,29 euros. El propio De la Roza criticó las intenciones del Ejecutivo central en su objetivo por acelerar la descarbonización de la economía. A su juicio, los avances tecnológicos logrados en esta materia permiten que los nuevos motores diésel, como los Euro 6, hayan reducido notablemente las emisiones respecto a los modelos más antiguos. Incluso, apuntó, son menos contaminantes que los de gasolina.

Iniciativa de Foro

Así las cosas, lamentó que el sector del transporte de mercancías por carretera esté «criminalizado por el tema medioambiental». El consejero de Infraestructuras, Fernando Lastra, también respaldó esta postura e instó a que no se atribuyan al gasóleo daños que no produce. Por su parte, el presidente de Foro, Pedro Leal, con motivo de la visita institucional a la Feria de Muestras, visitó varios estands de concesionarios de vehículos, y «pudo constatar las dificultades por las que atraviesa el sector» por lo que su grupo presentará una iniciativa parlamentaria al respecto. «En la Fidma impresiona la visita a los stands de los concesionarios asturianos que saldan coches de motor diésel, como prueba del daño causado por la cruzada de la ministra Teresa Ribera», manifestó Leal.

En su opinión, esta situación se podrá ver agravada por las declaraciones de la ministra de Industria, Reyes Maroto, el pasado jueves, en las que afirmó que el Gobierno de España trabaja en un borrador sobre la nueva fiscalidad del diésel para 2019 con el fin de diseñar un nuevo impuesto. «En Foro no nos vamos a cruzar de brazos y presentamos en la Junta General una proposición no de ley para neutralizar el expolio provocado por el Gobierno de Pedro Sánchez, y ofrecer estabilidad y posibilidades de recuperación al sector de la automoción», destacó.

En este sentido, explicó que la iniciativa parlamentaria de Foro «instará al Gobierno de España a aprobar un plan de incentivación para la renovación del parque nacional de automóviles que fomente la adquisición de vehículos con motores dotados de tecnología capaz de generar menos emisiones». Para ello, es necesario invertir en I+D+i y no aumentar la fiscalidad, ya que la misma «ahuyenta dicha renovación en los automóviles».

 

Fotos

Vídeos