Jesús Quintero, 'el loco de la colina', arruinado

Jesús Quintero, presentador

El popular presentador ha pasado del éxito más rotundo a estar al borde del desahucio

EL COMERCIO
EL COMERCIO

Al borde del desahucio y con una deuda de más de un millón de euros. Es la situación en la que se encuentra uno de los grandes comunicadores de España, Jesús Quintero, conocido popularmente como 'el loco de la colina'. El presentador ha pasado del éxito más rotundo a estar prácticamente arruinado.

Su particular forma de entrevistar a sus invitados le hizo destacar sobremanera en la televisión, pero desde 2013 Quintero está viviendo un calvario que le ha llevado a perderlo todo, según recoge ABC.

Con tan solo 20 años, Jesús Quintero consiguió una plaza fija en Radio Nacional tras superar con éxito unas oposiciones. Desde entonces estuvo estrechamente vinculado a la radio, medio al que le debe su gran fama mundial. Fue en los años ochenta cuando llegó el gran programa de radio que marcó un antes y un después en la vida de Quintero y en la de la radio en España: 'El loco de la colina'. Sobrevivir a las preguntas del periodista era casi imposible.

El periodista estuvo al frente del programa en Radio Nacional durante dos temporadas y posteriormente fichó por Cadena SER, donde el programa permaneció en antena hasta 1986. Incluso se emitió en Argentina y Uruguay.

Y de la radio, a la televisión. 'Ratones coloraos' con prácticamente la misma estética que el programa que lo encumbró fue exitoso en Canal Sur y posteriormente se trasladó a TVE, donde no funcionó como se esperaba. Sin embargo, Jesús Quintero sí encontró suerte al otro lado del charco y se llevó su famoso formato a Telemundo, aunque su aventura latinoamericana terminaría demasiado pronto, en el año 2013.

Desde entonces Jesús Quintero se alejó completamente del foco mediático y su vida dio un giro radical. Probó suerte con varios negocios pero la suerte no le ha acompañado en esta faceta y le ha dejado arruinado. Su mal hacer con las empresas, junto a su fama de «manos rotas», le han llevado a que, incluso, sus hijas le hayan puesto diferentes demandas por no hacerse cargo de sus estudios.

Jesús Quintero, de hecho, tuvo que desprenderse de su teatro después de que un juez dictara su desahucio por tener acumulados casi medio millón de euros en deudas económicas con el propietario del mismo por impagos del alquiler. Además, tuvo que poner en venta su casa de Sevilla, su gran tesoro, por un valor de más de un millón de euros.

En contexto

 

Fotos

Vídeos