Reconocimiento al corazón de la ciencia

La Cofradía del Colesterol entregó ayer sus IX Premios HDL a los profesores Carlos López Otín y José María Ordovás También se galardonó a la Universidad de Oviedo, Juan Wes y Álvarez Buylla

FERNANDO DEL BUSTO| AVILÉS
De izquierda a derecha, Juan Manuel Wes, Francisco Álvarez Buylla, Carlos López Otín, Santiago García Granda y José María Ordovás antes de la espicha matinal. / TANIA/
De izquierda a derecha, Juan Manuel Wes, Francisco Álvarez Buylla, Carlos López Otín, Santiago García Granda y José María Ordovás antes de la espicha matinal. / TANIA

No es una ciencia cualquiera. Es un saber comprometido con su tiempo, unos científicos que se implican en la sociedad y en su mejora a través del conocimiento. Es la ciencia encarnada por los profesores Carlos López Otín y José María Ordovás que ayer recibieron los novenos premios HDL organizados por la Cofradía del Colesterol como reconocimiento a su carrera y su trayectoria humana.

La entidad también homenajeó ayer a la Universidad de Oviedo con motivo de su cuarto centenario. Los reconocimientos incluyeron la concesión del Mandil a los periodista Juan Manuel Wes, que fuera director de LA VOZ DE AVILÉS hasta su jubilación, y Francisco Álvarez Buylla.

La alcaldesa de Avilés, Pilar Varela, presidió la ceremonia de entrega celebrada en el Auditorio de la Casa Municipal de Cultura.

Durante la entrega de estos galardones. el vicerrector de Investigación, Santiago García Granda, excusó la asistencia del rector, Vicente Gotor, y expresó la gratitud de la institución académica por recibir el galardón, cuyo fallo tiene en especial consideración la existencia de titulaciones sanitarias.

García Granda aprovechó su presencia en Avilés para expresar el deseo del equipo rectoral de «potenciar» el Centro de Servicios Universitarios. Además de avanzar la posibilidad de incrementar la oferta de cursos de postgrado y de máster, planteó la creación de grupos de investigación estables en los centros tecnológicos y viveros de empresa. Con esta estrategia se trataría de fomentar el desarrollo de nuevas empresas de base tecnológica.

El Vicerrector no olvidó la oportunidad que representa el Centro Cultural Internacional Óscar Niemeyer, abriendo la puerta a colaborar en la presencia de la Universidad en la comarca.

Tanto Luis Felipe Fernández, glosador del profesor Carlos López Otín, como Miguel Pocoví, presentador del profesor Ordovás, subrayaron como la dimensión humana de ambos científicos no es menor a sus logros en la investigación alcanzados en su larga carrera profesional.

Así, el profesor Carlos López Otín recordó la importancia de la labor del equipo antes de confesar su voluntad por «construir a través del conocimiento un mundo donde todos estemos más comprometidos». El prestigioso investigador reconoció que «ni la ciencia ni la medicina son capaces de proporcionar todas las respuestas». Por ese motivo, apoya la formación de nuevos investigadores que puedan proseguir su tarea, reclamando así respaldo para la formación científica.

El profesor José María Ordovás también destacó la importancia de la nutrigenómica en la mejora de la salud en general de la población.

Hubo también otros motivos para la alegría. Como la noticia divulgada por el cofrade Carlos Martínez Guardado. Si hace un año, él se incorporaba a la Real Liga Naval Española, ayer recibía confirmación de que la Junta de Gobierno concedía la condecoración Caballero de Plata a Arsenio Fernández, 'Tito', por su dedicación al coleccionismo de antigüedades naúticas.

El reconocimiento se le entregará el próximo 21 de noviembre en el Club de Oficiales de la Armada Española.

Fotos

Vídeos