Espectacular incendio de un autobús en la Semana Negra

El autobús donde se originaron las llamas/
El autobús donde se originaron las llamas

El incendio ha obligado a retrasar los actos de clausura y ha generado alarma por la humareda producida, pero ha sido extinguido con rapidez por los bomberos

M. F. A.

El autobús en el que se habían desplazado los escritores participantes en la Semana Negra ha ardido en pleno acto de clausura del festival, generando una espectacular humerada visible en todo Gijón. El incendio ha obligado a retrasar los actos y ha generado alarma por la humareda producida. Las llamas llegaron incluso a tocar dos de las carpas del festival, las de 'A quemarropa' y la dedicada al cómic, aunque no sufrieron grandes daños. La rápida actuación de los bomberos permitió que el fuego estuviera controlado en pocos minutos sin que produjera más daño que en el vehículo. Los expertos en extinción de incendios y los peritos han iniciado ya la investigación sobre las causas por las que el fuego se originó.

El fuego también ha generado importantes inconvientes a los escritores, ya que algunos de ellos habían dejado su documentación en el autobús quemado.

La Semana Negra pone punto y final

Hoy terminan diez días de actividades culturales y lúdicas reivindicando su conciencia y compromiso con la realidad social, según han subrayado sus organizadores, que han afirmado que tiene puestas "grandes esperanzas" en la próxima edición.

El director de contenidos del festival multicultural, Ángel de la Calle, ha destacado que la Semana Negra es un certamen que "tiene espíritu y alma" y que, además de integrar actividades festivas, el objetivo principal con el que se organiza año tras año es "promocionar la lectura" entre sus asistentes.

Por su parte, el director de organización, José Luis Paraja, ha subrayado el "esfuerzo, dedicación y entrega" de los promotores de la Semana Negra por hacer de éste un festival con "conciencia y compromiso" con la realidad, al incluir entre su programación numerosas actividades donde los temas que afectan a la sociedad tienen una connotación especial.

Antes de la suspensión de los actos, también ha tomado la palabra la consejera de Cultura de Asturias, Ana González, quien ha asegurado que la Semana Negra "entiende la cultura no como un lujo al alcance de unos pocos, sino como algo necesario y consustancial a la persona".

"Es un festival de primer nivel que, año tras año, ha vuelto a sorprendernos y nos sentimos orgullosos", ha afirmado González.

En la XXVII de la Semana Negra, un clásico del verano en Gijón, el escritor canario Alexis Ravelo ha sido galardonado con el Premio Dashiell Hammett de novela negra que entrega la Asociación Internacional de Escritores Policiacos por su obra "La estrategia del pequinés".

El jurado del premio también ha otorgado una mención especial a la novela "Don de lenguas", de la catalana Rosa Ribas y la alemana Sabine Hofmann.

También se ha concedido el Premio Rodolfo Walsh de novela negra de no ficción a "Desenterrando el silencio. Antonio Benaiges. El Maestro que prometió el mar", escrita por Francesc Escribano, Francisco Ferrandis y Queralt Solé.

Asimismo, el jurado del Premio Espartaco de novela histórica ha considerado a "Shakespeare y la ballena blanca", de Jon Bilbao, como la mejor novela histórica del año 2013.

El premio Celsius, de género fantástico y ciencia ficción, ha sido para Elia Barceló, por "Anima mundi, Hijos del clan rojo" y Mariano Quirós ha ganado el premio Memorial Silverio Cañada a la mejor primera novela negra por "No llores hombre duro".

Por su parte, Dolores Redondo, autora de la Trilogía de Baztyán, ha sido la ganadora del Premio Buenos Aires Negro-Semana Negra.