La Fiscalía abre expediente contra dos alumnas del colegio Santo Ángel tras el suicidio de una compañera

La madre de la fallecida. /
La madre de la fallecida.

El Ministerio Público considera que pueden estar implicadas en un delito contra la integridad moral, vejaciones e insultos reiterados a la menor fallecida, pero descarta la inducción al suicidio

ELCOMERCIO.ESgijón

La Fiscalía de Menores del Principado ha decidido abrir un expediente contra dos alumnas del colegio Santo Ángel tras el suicidio de una de sus compañeras, que se arrojó al mar desde el parque de La Providencia. El Ministerio Público considera que pueden estar implicadas en un delito contra la integridad moral, vejaciones e insultos reiterados a la menor fallecida pero descarta la inducción al suicidio.

Vídeo

El caso se remonta al 11 de abril de 2013, cuando una estudiante de este centro se suicidó. La investigación reveló que la menor sufría acoso de algunos de sus compañeros. No obstante, las diligencias abiertas en un primer momento se cerraron al no apreciarse delito penal. La Fiscalía informa ahora de que las diligencias se reabrieron en abril del presente año tras una denuncia interpuesta por la representación legal de la madre de la menor. Tras la realización de las investigaciones para intentar acreditar quiénes de sus compañeras de clase pudieran haber participado activamente en los hechos, se llegó a la identificación de cuatro menores, aunque una de ellas en esa fecha aún no había cumplido 14 años -por lo que no tiene responsabilidad penal- y respecto de otra se consideró que únicamente había tenido una pelea con la fallecida unos 6 meses antes de su muerte, "sin que esté acreditado" que interviniese en los insultos y vejaciones posteriores.

El Ministerio Público considera que estos hechos no son constitutivos de un delito de inducción al suicidio. La Fiscalía no considera que estos hechos puedan constituir un delito de inducción al suicidio, pues no existe ninguna base, a su juicio, para creer que las menores expedientadas actuaban con la intención de lograr que la víctima se quitase la vida, "hecho que pudo venir determinado por la conjunción de muy diversos factores".