Los grupos municipales chocan en sus propuestas de sueldos y liberados

Los grupos municipales chocan en sus propuestas de sueldos y liberados

Xixón Sí Puede se queda solo en su petición de rebajar el salario anualde los ediles de 52.000a 35.500 euros y reducir dietas y aportaciones

IVÁN VILLARGijón

Los portavoces municipales abrieron ayer las negociaciones para fijar la organización de las comisiones de Pleno y los consejos de administración de las empresas municipales, así como las aportaciones que recibirán los grupos para el desarrollo de su trabajo, el número de concejales que tendrán dedicación exclusiva y el salario que percibirán. Tras plantear sus respectivas propuestas, con el apartado económico como principal objeto de diferencias, los portavoces se citaron para el martes con la intención de cerrar un acuerdo que pueda llevarse al Pleno en julio.

Las peticiones de los grupos

Foro. Propone disponer de seis concejales con dedicación exclusiva y dos semiliberados (Fernando Couto y Esteban Aparicio), con dedicación al 75%. Para personal de apoyo pide el salario equivalente a cuatro personas a tiempo completo y una a media jornada.
PSOE. Plantea para su grupo cuatro liberaciones completas y una parcial al 75% y, en cuanto a personal,pide que se tenga en cuenta la proporcionalidad, recordando que el máximo del anterior mandato eran los cuatro salarios para jornada completa y uno a media jornada que tenían tanto PSOE como Foro y PP.
Xixón Sí Puede Pide cuatro liberaciones y el salario equivalente a dos administrativos y dos técnicos, siempre que haya «proporcionalidad». Defiende la rebaja de salarios, dietas y aportaciones a los grupos.
PP. Plantea dos liberaciones completas y una parcial. También el equivalente a dos salarios a jornada completa y uno a media jornada para el personal.
IU. Pide una liberación completa y una parcial, un administrativo y un técnico a jornada completa y un técnico a media jornada.
Ciudadanos. Pide la liberación de su edil y el salario equivalente a un técnico y un auxiliar.

La ley de bases del régimen local fija para el Ayuntamiento de Gijón, en base a su población, un máximo de 18 concejales con dedicación exclusiva, si bien algún grupo planteó ayer que para este límite no computan los que tengan una liberación parcial, por lo que esa cifra podría superarse. A la espera de que el secretario municipal presente un informe sobre este asunto, Foro ha planteado la necesidad de contar para el equipo de gobierno con seis liberaciones completas y dos liberaciones parciales con el 75% del salario que permitirían a los concejales Fernando Couto y Esteban Aparicio compatibilizar sus labores municipales con su trabajo profesional. El PSOEpidió contar con cuatro ediles con dedicación exclusiva y otro al 75%, Xixón Sí Puede con cuatro liberados; el PP con dos completos y uno al 50% o al 75%; IUcon una liberación absoluta y otra al 75% sería para Ana Castaño, quien por ley no puede compatibilizar su labor de edil con su trabajo en la Fundación de Cultura, y Ciudadanos con una.

En lo que respecta a los salarios que cobrarán estos ediles, las dietas por asistencia a plenos y comisiones para los concejales no liberados y las aportaciones a los grupos municipales para el desarrollo de su labor, la mayoría abogó por mantener las cantidades aprobadas hace cuatro años. José María Pérez, del PSOE, aseguró que no tendría problema en modificarlas si bien abogó por que estén «referenciadas al salario de los funcionarios» y Aurelio Martín, de IU, añadió que la cantidad debería «congelarse» para todo el mandato, renunciando a las actualizaciones del IPC. Solo Xixón Sí Puede planteó una rebaja general, reduciendo el salario anual de 52.000 a 35.500 euros, la dieta por asistencia a plenos de 276 a 200 euros y la aportación fija a los grupos de 3.150 a 2.500 euros más 275 por cada concejal, frente a los 315 actuales. Los recursos para la contratación de personal irán, en función del tamaño de los grupos, de un mínimo de dos personas (un administrativo y un técnico superior) a tiempo completo a cuatro personas (dos administrativos y dos técnicos) a jornada completa y una (un técnico) a tiempo parcial.

También está abierto el debate sobre la ubicación física de los grupos municipales en la Casa Consistorial. Se buscan espacios para albergar a las dos fuerzas que debutan en la Corporación. Y aunque se estudia la posibilidad de encontrar acomodo para ellas en la segunda planta, también está sobre la mesa la opción de convertir en despacho la sala de prensa municipal, ubicada en la planta baja. Xixón SíPuede ha pedido ocupar las instalaciones del PP, que pese a tener tres concejales conserva el mismo despacho que tenía cuando sumaba doce. Los populares rechazan esta opción alegando el coste que tendría el traslado para el Ayuntamiento.

En lo que respecta a la composición de las comisiones de Pleno, hay acuerdo en ampliar su número de miembros de nueve a once, para garantizar la proporcionalidad. Todas estarán presididas por Foro, que sumará tres representantes en cada una. El PSOE también tendrá tres, Xixón Sí Puede dos y el resto uno cada uno. La comisión de Participación Ciudadana, Políticas Integrales, Deportes e Igualdad se dividirá en dos.

La representación en las empresas municipales se está a la espera de la clasificación que el Ayuntamiento tiene pendiente de aprobación desde 2014 la ley de reforma local obliga a diferenciarlas en función de su facturación, plantilla, etcétera y que fijará el número de miembros que puede tener cada consejos. Provisionalmente cada grupo de la oposición podrá nombrar a un representante en cada empresa, que se sumarán al presidente (de Foro) y a los propuestos por CCOO (1), UGT (1) y las federaciones vecinales (1) en el futuro tanto FAV como Les Caseríes compartirán presencia en las principales empresas, con un consejero cada una, pero un solo voto entre las dos.