La sangre fría de 'Makelele' que dejó helada a la Ruta

'Makelele' es trasladado por policías nacionales desde el centro de salud durante su primera detención, el 31 de julio. /
'Makelele' es trasladado por policías nacionales desde el centro de salud durante su primera detención, el 31 de julio.

«Nos lo encontramos el día después del crimen, le preguntamos cómo estaba y contestó: 'Bien, por qué no iba a estarlo'», comentan unos testigos

OLAYA SUÁREZ

Se preocupó por dar su versión de los hechos a todo aquél que lo quisiese escuchar y reiteró por activa y por pasiva que era inocente y que no tenía nada que ver con el asesinato de Sonia. La sangre fría de 'Makelele' ha dejado helada a toda la Ruta de los Vinos. Y no solo por la posible autoría del crimen -eso será un juez quien lo determine-, sino por la aparente indiferencia que le produjo la muerte de la que fuera su compañera sentimental y jefa en la vinatería Sinatra.

«Nos lo encontramos por la calle al día siguiente de que apareciese muerta Sonia y le dimos el pésame, le preguntamos qué tal estaba y su contestación nos dejó perplejos: 'Bien, por qué no iba a estarlo'», comentan unos clientes del establecimiento hostelero en el que trabajó durante varios años hasta que, pocos días antes del crimen, Sonia decidiese romper su relación laboral. La unión sentimental había concluido tiempo atrás, pero «aparentemente se llevaban bien», comenta una hostelera del barrio.

De bromas y con su rutina

«Siempre estaban juntos y él era muy servicial y atento con todo el mundo. Antes hubiésemos puesto la mano en el fuego por su inocencia», añade otra hostelera. Si durante las dos semanas que transcurrieron desde la muerte hasta su primera detención siguió con su rutina y sin dar muestras de tristeza, tras quedar en libertad con cargos doblegó los esfuerzos para que todas aquellas personas con las que tenía cierta amistad siguiesen tratándolo de la misma forma. «No sabemos si fue él o no, pero lo que está claro es que su comportamiento de los últimos meses no era normal. Iba por la calle cantando, de bromas con todo el mundo... Aunque sólo fuese porque habían asesinado a su exnovia tendría que estar afectado», cree una camarera de la Ruta.

Cuando el 2 de agosto 'Makelele' quedó en libertad con cargos tras prestar declaración ante la jueza, numerosos amigos le esperaban a las puertas del Palacio de Justicia. Sin embargo, el jueves nadie le acompañó, excepto su abogado. El resultado de los análisis de los restos biológicos encontrados en el cadáver y en el lugar del crimen, por los que los investigadores llevaban dos meses y medio esperando, sirvieron para que la jueza le enviase a prisión comunicada y sin fianza imputado por un delito de homicidio. Él sigue manifestando su inocencia, aunque las sospechas que se ciernen sobre él han dejado estupefacto a todo el que lo conocía y a los muchos que defendieron que no tenía nada que ver con el crimen de Sonia.