El PSOE elegirá el martes a los asesores de su grupo municipal

Entre los 42 candidatos presentados estaría la exconsejera María José Ramos, cuya inclusión genera rechazo en parte de la militancia

M. M. / CH. T. / O. E.

El secretario general de la Agrupación Local del PSOE, Santiago Martínez Argüelles, ha convocado una Comisión Ejecutiva Local para el próximo martes con el fin de elegir a los asesores que trabajarán los próximos cuatro años para el grupo municipal en el Ayuntamiento. El proceso de selección no estará exento de polémica. Fuentes socialistas aseguran que entre los 42 candidatos que optan a cubrir estos puestos de confianza figura, en una posición prominente, el nombre de la exconsejera del Principado y exedil del Ayuntamiento de Gijón, María José Ramos Rubiera, esposa del actual presidente de la Junta General del Principado, Pedro Sanjurjo, y concuñada de Martínez Argüelles.

Según estas mismas fuentes, el intento de imposición de la veterana política por el secretario general habría generado un enorme malestar entre la militancia y los siete concejales a cuyo servicio los asesores deben trabajar como apoyo. «Piensan que sin esta familia el barco naufraga y para nada, ¡ya está bien!» y «hay personas que tienen que dar un paso atrás; tocan otros tiempos y otras personas», fueron algunas de las reacciones de destacados militantes al conocer esta situación.

Ramos, que cumplirá 60 años en 2016, fue 16 años concejala en el Ayuntamiento de Gijón y 12 años consejera en los gobiernos autonómicos presididos por Vicente Álvarez Areces. Lleva apartada de la vida política desde abril de 2012, momento en que renunció a su escaño en la Junta General del Principado. En la actualidad trabaja como directora comercial en el Palacio de Leceñes, en Siero, residencia geriátrica que tiene 20 de sus 55 plazas concertadas con el Principado y que fue inaugurada en septiembre de 2014 por su marido, el actual presidente de la Junta General del Principado, Pedro Sanjurjo, y la dimisionaria consejera de Bienestar Social, Esther Díaz.

El reparto de asesores es una prerrogativa recogida en el acuerdo sobre las remuneraciones de los ediles de la nueva Corporación local que se aprobó en sesión plenaria en julio con el único rechazo de Xixón Sí Puede. En función de dicho reparto, al PSOE le corresponde el derecho a contratar a dos personas con la categoría laboral y salarial de auxiliares administrativos, así como dos técnicos a tiempo completo y otro más a tiempo parcial.

Preguntado por este asunto, el portavoz socialista, José María Pérez, dijo desconocer la polvareda levantada entre la militancia por esta situación y se limitó a afirmar que «nos interesa mucho este proceso y estamos convencidos de que hay candidatas y candidatos adecuados para las tareas a realizar». Este periódico también contactó con la propia interesada. «No tengo nada que contar», se limitó a decir.

 

Fotos

Vídeos