La alcaldesa tiene «un plan 'b'» si la residencia universitaria vuelve a aplazarse

M. MOROGIJÓN.

«Siempre hay que tener planes 'b'». La alcaldesa de Gijón, Ana González, mostró ayer su total confianza en que, esta vez sí, la residencia universitaria en el campus de Gijón será una realidad. Tras conceder una nueva prórroga, de seis meses, a la empresa adjudicataria, Rya, que debe tenerla concluida en 2020, la regidora socialista dejó claro ayer que «no hay que perder el objetivo, que no es otro que concretar plazos. Es verdad que los momentos pueden no ser positivos o fáciles, pero Gijón necesita una residencia universitaria».

Recordó González que «hay un acuerdo para que se construya. La empresa ha pedido una segunda prórroga, se le ha concedido y espero que con ella haya conseguido poner en marcha la obra». Apuntó, además, que la prórroga «no debería afectar a los plazos de construcción, seguiríamos con los objetivos temporales marcados porque es absolutamente necesaria una residencia universitaria en esta ciudad».

Pendiente desde 2016

La noticia de la prórroga se dio a conocer la pasada semana. La ampliación de plazo solicitada ahora por la firma es de seis meses, pero parece que el nuevo equipo de gobierno socialista no está dispuesto a conceder más de tres y siempre que la empresa justifique que puede finalizar el equipamiento en el plazo establecido en el contrato.

Frente a las voces dentro de la Corporación gijonesa que piden la rescisión con Rya, ya que consideran que su proyecto conduce a una vía muerta, González pidió paciencia a los suyos. Esta nueva prórroga se suma a otra anterior solicitada en marzo también por tres meses, y que acaba de expirar. Sin embargo, las sucesivas prórrogas no implican cambios: la empresa tenía 36 meses que empezaron a descontarse el 3 de octubre de 2017 para concluir todo el proceso y poner en marcha la residencia.