El Ayuntamiento iniciará 2019 con una deuda con los bancos de 115,4 millones de euros

El Ayuntamiento iniciará 2019 con una deuda con los bancos de 115,4 millones de euros

El capital pendiente de amortizar de los 19 préstamos que están en vigor es un 20,9% menor al de hace cuatro años

IVÁN VILLAR GIJÓN.

El Ayuntamiento de Gijón iniciará el año 2019 con una deuda financiera de 115.440.939 euros, correspondiente al capital pendiente de amortización de 19 préstamos en vigor con seis entidades bancarias y dos organismos públicos. La cifra es un 20,9% inferior a los 145.998.025 euros que constaban el 1 de enero de 2015 y un 34,7% menos de los 176.788.254 que se debían a bancos e instituciones el 1 de enero de 2011, justo antes de la llegada de Foro al gobierno municipal. La devolución de este capital se prolonga, en el caso del préstamo con más vida por delante, hasta diciembre de 2028.

Para el próximo ejercicio las amortizaciones previstas en los diferentes contratos de préstamo ascienden a 20,2 millones de euros, a lo que se suma el pago de 880.000 euros en intereses. Esto no significa que cuando finalice el año la deuda vaya a verse reducida en esa cuantía, pues será necesario formalizar nuevas operaciones para hacer frente a las inversiones de los próximos meses. En el proyecto presupuestario finalmente retirado la previsión era solicitar un préstamo de 17,5 millones de euros.

Más información

El Banco Bilbao Vizcaya Argentaria (BBVA) es el principal acreedor financiero del Ayuntamiento, con un capital pendiente de pago de 60,9 millones de euros (52,7% de la deuda total) y seis operaciones en vigor. La más antigua data de 2004, cuando concedió al Ayuntamiento un préstamo de 37,9 millones de euros para hacer frente al programa de inversiones de ese ejercicio. Hasta agosto de 2020 quedan pendientes seis vencimientos trimestrales que suman 4,4 millones. La segunda operación se cerró en 2009 por un importe de 15,2 millones de euros, de los que el Ayuntamiento aún debe devolver 6,8 hasta agosto de 2025. En 2016 se firmó un tercer contrato de préstamo por 22 millones de euros con un plazo de amortización de ocho años que expira en diciembre de 2024. En este caso la cantidad aún pendiente de devolución son 16,5 millones de euros. Este año el BBVA resultó adjudicatario de la última operación de endeudamiento municipal, por un importe de 16,5 millones de euros. Expira en diciembre de 2028 y aún no se ha empezado a amortizar.

Los otros dos contratos vigentes con esta entidad corresponden a la novación de sendos préstamos que habían sido firmados originalmente en 2008 y 2015 con Caixabank y Liberbank, pero fueron trasladados al BBVA con una revisión a la baja de sus tipos de interés. Ambos vencen en julio de 2024 y suman un capital pendiente de amortización de 16,5 millones de euros.

Liberbank

Con Liberbank hay una deuda pendiente de devolución de 28,3 millones de euros, correspondientes a cuatro operaciones. Con esta entidad se firmaron los préstamos para inversiones de 2005, 2006 y 2017, por 17,6 millones el primero, 9,2 el segundo y 18.9 el tercero. Están pendientes de amortización 3,8 (hasta junio de 2021), 2,7 (hasta julio de 2022) y 17 millones (hasta diciembre de 2027), respectivamente. La cuarta operación con la antigua Cajastur fue la sustitución de préstamos de 2014 que estaban en vigor con Abanca y Banco Popular por 5,5 millones de euros. Deben devolverse aún 4,7.

Unicaja (9,1 millones), SabadellHerrero (8,4), Bankia (2,3), Caja Rural de Asturias (1,8), el Instituto de Crédito Oficial (3,9) y el Ministerio de Industria (330.000) completan la lista de acreedores financieros.

 

Fotos

Vídeos