Los cuatro encarcelados por el 'caso Germán', en libertad al agotar el plazo de prisión provisional

Un coche de la Guardia Civil, ayer, a punto de acceder a la prisión de Asturias. / PALOMA UCHA

Imad A., Yeray V., Jorge A. y Rubén A. no podrán acercarse a menos de 500 metros de la víctima, y deberán comparecer cada semana en el juzgado

PABLO SUÁREZGIJÓN.

A punto de cumplirse dos años de la brutal agresión sufrida por el joven Germán Fernández en la zona de ocio de Fomento, los cuatro encausados que hasta ahora permanecían en prisión preventiva por su implicación en lo ocurrido disfrutan ya de libertad a la espera de juicio. Así les fue comunicado en la mañana de ayer en el Juzgado de Instrucción número 5 de Gijón. Una decisión derivada de la proximidad para el cumplimiento del plazo legal de dos años desde que se acordase su entrada en prisión y la ausencia de petición de prórroga alguna.

De esta manera, Imad A. (de 20 años y natural de Marruecos); Yeray V. (de 21 y vecino de Gijón); Jorge A. (de 21 y vecino de Gijón) y Rubén A. (de 19 y residente en El Entrego) abandonaron ayer, pasadas las 18.30 horas de la tarde y acompañados de sus abogados, el centro penitenciario de Asturias, donde han estado cerca de 24 meses como presuntos responsables de una agresión que provocó a Germán, de 26 años, lesiones neurológicas de extrema gravedad y a consecuencia de las cuales precisa de ayuda constante para sus funciones básicas.

Cabe destacar que Rubén A. se autoinculpó ante el juez como autor del puñetazo que hizo a la víctima caer al suelo y golpearse fuertemente en la cabeza. Pese a que desde el momento de su detención, unos quince días después de lo ocurrido, éste ya era a ojos de los investigadores uno de los principales sospechosos, en su primera declaración ante el juez negó tajantemente su participación. Meses después, pediría de forma voluntaria volver a comparecer en los juzgados y cambiaría su versión inicial para acabar confesando el ataque.

La puesta en libertad provisional de los cuatro jóvenes, forzada por la ley, contrasta con la posición de la Fiscalía, que, tras la confesión realizada por Rubén A., rechazó de forma tajante la salida de prisión del resto de implicados. Sin embargo, ahora, por cuestión de los plazos máximos que establece la normativa, el magistrado se ve obligado a decretar esta medida. De esta manera, y salvo la apertura de nuevas causas, los acusados podrán preparar en libertad un juicio cuya celebración se prevé para finales de año o principios de 2020.

Orden de alejamiento

La puesta en libertad de los cuatro jóvenes se desarrollará bajo una serie de condicionantes entre los que se encuentra una orden de alejamiento a menos de 500 metros de la víctima, así como de las zonas de El Natahoyo y la playa de Poniente. A ello se suma también la prohibición de cualquier tipo de comunicación verbal, telefónica, telemática o de cualquier índole con el agredido y la obligación de personarse semanalmente en sede judicial. En caso de violar cualquiera de estas condiciones, los acusados se exponen a medidas entre las que se encuentra su vuelta a prisión.

Por su parte, una vez finalizada la fase de instrucción, a la causa le resta ahora la última toma de declaraciones de los ocho acusados, tras lo que se procederá a enviar la documentación a las acusaciones para que estas formulen las peticiones de condena. En este sentido, el pasado 1 de julio la Fiscalía pedía retirar la acusación contra cuatro de los imputados por el caso Germán, concretamente los que ya se encontraban en libertad a la espera de juicio. Un recurso al auto de procesamiento que se encuentra todavía pendiente de la decisión del juez.

En lo que a los cuatro jóvenes puestos en libertad respecta, estos podrán ahora centrarse en preparar sus respectivas defensas de cara al juicio oral. «Lo que queda ahora es trabajar para defender su inocencia», señalaba ayer Javier Díaz Dapena, letrado del marroquí Imad A., quien reconocía la satisfacción de su cliente con la medida y su expectación de cara al procedimiento que encarará en los próximos meses.

Más