Cimavilla tacha de «decepción» el resultado de las «descoordinadas»obras en Vicaría

Ó. PANDIELLO GIJÓN.

La asociación de vecinos Gigia de Cimavilla expresó ayer su malestar por el resultado final de la remodelación de la calle Vicaría. Según denunciaron en un comunicado, el proceso ha sido «decepcionante» no solo por el aspecto final de la calle sino por la falta de comunicación con el Ayuntamiento. «Echamos de menos que nos presenten el proyecto, tipo de firme que van a poner, señalización, plazos o cortes de tráfico», explican. Además, la «descoordinación» entre los distintos departamentos municipales provocó la incertidumbre vecinal a la hora de acceder al barrio a causa de los cortes de tráfico.

Más allá del proceso, el resultado final ya empieza a mostrar algunas carencias. «Aún no se ha inaugurado, desconocemos si la obra está dada de paso y el suelo ya está sucio. Creemos que el color de las baldosas no ha sido acertado», critican.

La asociación, asimismo, pide que se atienda a las propuestas del Foro de la Movilidad para que, por ejemplo, no se ponga una señal de prohibida la circulación «desapareciendo así la plataforma única para dar paso a una peatonalización».

 

Fotos

Vídeos