La Feria confía en lograr este mandato el nuevo acceso lateral al recinto

Un motociclista pasa junto al punto del Doctor Fleming del que partiría hasta la carretera de Somió la calle anexa al recinto ferial. / J. C. TUERO
Un motociclista pasa junto al punto del Doctor Fleming del que partiría hasta la carretera de Somió la calle anexa al recinto ferial. / J. C. TUERO

La futura calle junto al parque de los Hermanos Castro, prevista en el PGO, permitiría regenerar la zona oeste del complejo y construir más pabellones

I. VILLARGIJÓN.

La Cámara de Comercio de Gijón aspira a que «en dos o tres años», y en todo caso antes de que finalice el nuevo mandato municipal, se pueda hacer realidad la apertura de una calle entre el recinto ferial Luis Adaro y el parque de los Hermanos Castro que permita contar para futuras ediciones de la Feria de Muestras con una nueva fachada hacia el oeste, así como con un acceso lateral adicional.

Esta actuación es un viejo anhelo de la entidad cameral, que logró que el trazado de esta calle se incluyera en la documentación cartográfica del nuevo Plan General de Ordenación aprobado por el Ayuntamiento. La vía partiría del paseo del Doctor Fleming, en un punto situado entre el acceso de expositores y el aparcamiento de prensa, y discurriría pegada al recinto ferial hasta desembocar en la carretera de Somió. Contaría con una calzada de un único sentido para vehículos -que tendrían así una ruta alternativa al cruce del puente del Piles-, además de un carril bici y acera.

La posibilidad de rodear la Feria por el oeste permitiría mostrar una nueva cara a los visitantes e impulsar la transformación de una zona que actualmente es la «más degradada» del recinto, según admite el presidente de la Cámara de Comercio, Félix Baragaño. Tras un nuevo récord histórico de visitantes, y sin sitio desde hace años para atender la demanda de espacios de exposición, la Feria de Muestras necesita crecer. Ante la imposibilidad de hacerlo en superficie, la solución pasa por «un mejor aprovechamiento» del recinto, apunta Baragaño.

Dos alturas

La reorganización que prevé la Cámara en la parte del recinto que mira hacia Hermanos Castro incluye la posibilidad de construir nuevos pabellones, bien por iniciativa privada o impulsados desde la propia entidad cameral o desde el Consorcio de Ferias y Exposiciones, propietario de los terrenos y en el que además de la Cámara de Gijón participan el Ayuntamiento de GIjón, el Principado, las cámaras de Oviedo, Avilés y León, la Cámara Minera de Asturias, la Caja de Ahorros de Asturias y el Ayuntamiento de Langreo. Estas nuevas construcciones podrían tener incluso dos alturas, al igual que tienen ya otras como el pabellón central o el del Principado de Asturias.

La apertura del vial que podría dar el pistoletazo de salida a una importante transformación de la Feria depende de la voluntad política del Ayuntamiento. El desarrollo interior del recinto, según Baragaño, se haría «a medio plazo y por fases, como siempre hemos hecho», sin que exista aún una estimación presupuestaria. En 2018 sí se hizo una de lo que costaría ampliar de 3.000 a 5.800 metros cuadrados el pabellón de las naciones, otro de los proyectos en cartera a los que ahora se suma, según aseguró la alcaldesa, la mejora de las redes de saneamiento para evitar nuevos vertidos al río Piles.

Más información