La antigua Escuela de Comercio, con filtraciones

La antigua Escuela de Comercio, con filtraciones
Tablas levantadas ayer en la segunda planta del edificio para reparar la avería. / ARNALDO GARCIA

La reparación de una avería detectada en los tubos de la calefacción obligó a restringir el uso de algunos espacios

M. MORO GIJÓN.

Los usuarios de la antigua Escuela de Comercio, un edificio que lleva poco más de un año abierto al público después de someterse a una rehabilitación integral, se encontraron ayer con una cuadrilla de obreros que estuvo levantando parte del parqué del suelo radiante para reparar una avería detectada en los tubos de la calefacción. Un problema que obligó días atrás a poner recipientes para recoger el agua por las filtraciones que afectaron a la zona de la primera planta donde se encuentran las salas de estudio para jóvenes.

Además de goteras, los usuarios de estas salas tuvieron una temperatura de 15 grados en algunos de los días más fríos de este invierno. En las dependencias de la segunda planta también hubo jornadas en que las entidades allí alojadas pasaron frío, si bien en este momento el problema está resuelto. «Fue una avería sin más de un circuito que está listo», indicaron ayer desde el Ayuntamiento restando importancia a lo sucedido.

La subsanación de esta avería obligó ayer restringir el uso de algunos espacios tanto en la segunda planta, en la que tienen cedidas sus oficinas los ateneos y asociaciones culturales, como en la primera, donde se distribuye el Espacio Joven de la Escuela de Comercio con las mencionadas aulas de estudio.

La Hemeroteca Provincial sigue sin poder consultarse de forma presencial

Según explicaron varios usuarios a EL COMERCIO, la calefacción viene funcionando de forma deficiente desde que el edificio empezó a ser ocupado y aglutinar sus diversos usos actuales. Hubo una temporada, señalaron estas mismas fuentes, en que solo iba bien en la parte izquierda del inmueble y otra en que tampoco funcionó en el salón de actos dando la sensación de que la instalación del circuito se hizo mal.

Las obras de reforma de la antigua Escuela de Comercio se prolongaron durante casi dos años, fueron ejecutadas por la constructora Bauen y supusieron una inversión de 4,5 millones de euros sumando lo desembolsado también en mobiliario.

La intervención llevada a cabo en este edificio municipal se ha llevado premios y distinciones del Colegio de Arquitectos y en el concurso de fachadas de la CAC-Asprocon 'Plomadas de Plata'.

Solo por internet

Este problema con la calefacción no es el único motivo de descontento en el funcionamiento de la antigua Escuela de Comercio. La Hemeroteca Provincial, devuelta a Gijón tras 16 años e inaugurada el 18 de diciembre con la presencia de autoridades y de la familia Adaro, sigue sin poder consultarse de forma presencial. Solo se puede hacer a través de internet porque no hay personal para ocuparse de momento de ese servicio. La Concejalía de Cultura y Educación se plantea la contratación de un auxiliar y un administrativo para que la hemeroteca, ubicada en un sótano bajo la calle de Tomás y Valiente, pueda empezar a a tener consultas presenciales solo por las mañanas, de 10 a 14 horas, de lunes a viernes. Los 887 títulos y 32.000 volúmenes de la Hemeroteca Provincial, que lleva el nombre de Luis Adaro en homenaje a su fundador, ocupan casi dos kilómetros de estanterías.

 

Fotos

Vídeos