Imputan de nuevo a cuatro ultras del Sporting por los incidentes en los que murió Jimmy, seguidor del Depor

En el centro, uno de los detenidos por los incidentes junto al Vicente Calderón, a la salida del juzgado, en 2014. / JOAQUÍN PAÑEDA
En el centro, uno de los detenidos por los incidentes junto al Vicente Calderón, a la salida del juzgado, en 2014. / JOAQUÍN PAÑEDA

La Audiencia Provincial de Madrid revoca el archivo de la macrocausa con 80 detenidos por riña tumultuaria

OLAYA SUÁREZ GIJÓN.

La Audiencia Provincial de Madrid ha revocado el archivo de las diligencias por la muerte de Francisco Javier Romero Taboada, 'Jimmy', seguidor del Depor, y ordena volver a investigar a los más de 80 radicales detenidos por la trifulca en las inmediaciones del estado del Vicente Calderón en 2014, poco antes de un partido entre el Atlético y el Deportivo de la Coruña. Entre los imputados se encuentran cuatro ultras del Sporting de Gijón acusados de un delito de riña tumultuaria.

El juzgado de Instrucción número 20 de Madrid había sobreseído la causa para todos los detenidos, excepto para ocho implicados, alegando para el resto que para acusarlos de riña tumultuaria deberían portar elementos como palos, bates y objetos contundentes que supongan una seria amenaza para la vida. La Liga recurrió el archivo ante la Audiencia Provincial, cuyo tribunal le ha dado ahora la razón para volver a imputar a más de 70 radicales. Considera que no es necesario el uso de instrumentos para participar en una riña tumultuaria.

Los cuatro ultras del Sporting de Gijón detenidos por aquellos hechos fueron detenidos y puestos en libertad con cargos. El pasado mes de septiembre, cuatro años y medio después de la muerte violenta de 'Jimmy', quedaban exonerados tras una larga instrucción judicial. Esa decisión ha quedado sin efecto y vuelven a estar investigados.

Uno de los tres procesados por esos incidentes se encuentra también acusado de agredir a agentes de la Policía Nacional antes de un derbi entre el Sporting y el Oviedo en El Molinón en septiembre de 2017. Quince miembros de Ultra Boys afrontan penas de prisión por agredir a nueve agentes de la Policía Nacional.