Muere Ángeles Carvajal, la nadadora «que siempre tenía una sonrisa»

Ángeles Carvajal, en el Club de Natación Santa Olaya. / CNSO
Ángeles Carvajal, en el Club de Natación Santa Olaya. / CNSO

La veterana deportista del Santa Olaya consiguió más de 150 medallas a lo largo de su carrera. «La recordaremos llena de alegría»

JOSÉ LUIS RUIZGIJÓN.

Algunas personas tienen la capacidad contagiar su felicidad a quienes tienen la suerte de cruzarse con ellas. Una ellas fue Ángeles Carvajal, que falleció este jueves después tras combatir durante años contra un cáncer de páncreas, aunque la enfermedad nunca le impidió alejarla de su pasión, la natación. A sus 73 años jamás dejó de zambullirse en la piscina del que siempre fue su club, el Santa Olaya.

«Era una persona estupenda, siempre la veías con una sonrisa en la cara», recordaba Ángel Fernández, presidente del Club de Natación Ciudad de Gijón. «Para mí era pura vida, es que se comía la vida. Siempre la recordaremos desbordante de alegría», relataba muy afectada su entrenadora, Andrea González.

Ángeles luchaba día a día contra la enfermedad, pero había pedido a quienes la rodeaban que no se entristecieran y que la recordaran con alegría. «Lo estamos intentando, aunque se nos está haciendo difícil. El legado que nos deja son sus ganas de vivir, nos ha dado a todos una lección vital», aseguraba González.

El Club de Natación Santa Olaya emitió un comunicado en el que afirmaba que «todos los que hemos convivido con ella nos sentimos muy afortunados por haber compartido todos estos años y por haber sido su club». Precisamente sus compañeros siempre tendrán un dulce recuerdo de ella gracias a las galletas y gominolas que ella misma hacía para ellos y que repartía entre «sus niños». «Nos llamaba así a todos, aunque ya fuéramos mayorcitos», destacaba su entrenadora. Algunos la llamaban cariñosamente «la abuela».

Cuando tenía unos diez años sufrió un accidente y encontró en la natación un medicina para recuperarse. Y desde entonces no paró . «Una de las últimas travesías que realizó, probablemente fue la nuestra, la doble de la playa de San Lorenzo que organizamos el año pasado. Además, fue de las pocas que la hicieron sin neopreno, y eso que era a finales de septiembre», comentaba el presidente del Club de Natación Ciudad de Gijón, destacando su gran energía.

Jesús Martínez Salvador, anterior responsable municipal de Deportes, recordó su nombramiento en 2016 como embajadora de 'Gijón, ciudad europea del Deporte'. Una pasión que no se ceñía solo a la natación, sino que «siempre que podía hacía gimnasia, salía a caminar o al mar», añadía su entrenadora.

En el agua fue donde consiguió su mayores logros. Además de las 150 medallas, tenía multitud de diplomas y ostentó el récord de España de 200 metros braza. El que siempre fue su club, el Santa Olaya, quiso recordarla «por su coraje, fuerza de voluntad y su optimismo» y animó a a todos los que quieran homenajearla «a esbozar una sonrisa y darse un baño en el mar mientras el atardecer se refleja en su mirada».