«Sasemar debe liderar la protección de la vida humana en la mar»

Antonio González-Aller, con Rafael Lobeto, en el acto oficial de su ingreso en la Real Academia de la Mar. / IÑAKI MARTÍNEZ
Antonio González-Aller, con Rafael Lobeto, en el acto oficial de su ingreso en la Real Academia de la Mar. / IÑAKI MARTÍNEZ

Rafael Lobeto reclama un mayor protagonismo del Salvamento Marítimo en los proyectos europeos en su discurso de ingreso en la Real Academia de la Mar

JOSÉ LUIS RUIZ GIJÓN.

El asturiano Rafael Lobeto Lobo dirigió ayer un discurso de ingreso en la Real Academia de la Mar en Madrid, en el que quiso destacar la presencia que el Salvamento Marítimo español debe tener en los proyectos europeos relativos a la protección de la vida humana en la mar y del medio ambiente marino.

Nacido en Lozana (Piloña), Lobeto es considerado el padre del actual sistema de salvamento marítimo y de la administración marítima civil española ya que fue el creador de la sociedad de Salvamento y Seguridad Marítima (Sasemar), también fue director general de la Marina Mercante (1989-1995) y en la actualidad presidente de Corporación Marítima.

En su discurso ante los académicos, reclamó «reforzar el Salvamento Marítimo, realizar los cambios orgánicos necesarios y cambiar el modelo tecnológico para poder aprovechar al máximo los 25 años de experiencia de la sociedad». En lo que respecta a la Unión Europea, mostró su satisfacción por que «se hayan logrado definir políticas marítimas como las denominadas Azules y Verdes, que nos sitúan en un lugar preferencial en el mundo y nos obligan como españoles a tratar de dar buen ejemplo», afirmó.

Por otro lado, ante la actual situación de «inseguridad jurídica» del sector, que podría verse agravada con escenarios como la salida del Reino Unido de la Unión Europea, Lobeto se mostró convencido de que el recién creado IIMAT (Instituto Internacional de Mediación y Arbitraje del Transporte) por parte de la Real Liga Naval Española y de la Fundación Philippe Cousteau 'Unión de los Océanos' puede dar solución a los litigios que se generen. «Los tribunales no están especializados y ahora mismo un juicio de transporte marítimo en España puede llegar a tardar doce años, mientras con el IIMAT en quince días puede estar resuelto».

Nuevos proyectos en los que el capitán de la Marina Mercante está inmerso y otros que resurgen del pasado, como el Máster Marítimo Internacional que volverá a impartirse de la mano de la Fundación Philippe Cousteau con «un apoyo total de los mundos académicos y profesionales españoles e internacionales, se va a empezar a impartir en La Coruña y en Vigo después de que se cerrara el de Gijón que estaba considerado el mejor de toda España», anunció Lobeto.

Anteproyecto de ley

Propuestas de formación a las que acompañó la petición de un buque-escuela para la marina civil. «La Armada Española cuenta con el 'Juan Sebastián de Elcano', pero el personal de la marina mercante y pesquera no tiene ninguno, y eso es imprescindible», reclamó. También está desarrollando propuestas políticas como el anteproyecto de ley de reforma del Código de Navegación Marítima que espera tener en un mes. «Lo presentaremos en el Senado y en el Congreso, y una vez convertidos en anteproyecto de ley y en ley, ayudará a situar a España en el lugar que le corresponde: en vanguardia de la solidaridad y de la modernidad en el mundo marítimo global», detalló en un momento fuera del acto.

Entre los retos que aún quedan pendientes, Rafael Lobeto no se olvidó de Cuba y «el apoyo a los cambios iniciados». Entre ellos, mencionó el sector marítimo-portuario, el sector de la formación y la regeneración y recuperación de la Bahía de La Habana, que cumple 500 años como ciudad y solicita nuestra amistad y apoyo, que estamos ya prestándole, junto con instituciones, empresas y profesionales españoles de primer nivel. El Salvamento Marítimo Cubano, sin duda, será objeto de una de nuestras mejores contribuciones», concluyó.