«El nuevo contrato soluciona los problemas de Trubia» hasta 2024, celebra la plantilla de la fábrica

El interior de la fábrica de armas de Trubia. /
El interior de la fábrica de armas de Trubia.

El presidente del comité de empresa explica que la carga de trabajo aumentará a finales del próximo año o principios de 2016

S. N. OVIEDO.

Tras varios años de recortes de obreros y una caída en picado de la producción y las ventas, la plantilla de la fábrica de armas de Trubia celebró ayer la adjudicación a General Dynamics UK del mayor contrato de Defensa del Gobierno británico, ya que supondrá carga de trabajo para la planta asturiana a partir de finales de 2015 o principios de 2016 -las primeras entregas de los vehículos están previstas en 2017- y hasta 2024.

«Hace tiempo que se venía diciendo que el futuro de la empresa pasaba por este contrato», valoró ayer el presidente del comité de le empresa, Esteban Elorza, que incluso destacó que no estaba previsto el anuncio hasta noviembre, por lo que las buenas noticias se han adelantado. «Soluciona los problemas de Trubia» hasta dentro de una década, declaró con optimismo.

El Gobierno de David Cameron hizo público el miércoles la contratación de 589 vehículos blindados SV valorados en 4.400 millones de euros, el encargo de mayor volumen para las tropas británicas de las últimas tres décadas. Un primer contrato con los prototipos, en el que ya había colaborado Trubia y un viaje a Sevilla de una delegación del máximo nivel del Ejecutivo británico, terminaron por decidir la adjudicación.

El comité de empresa de Trubia aguarda ahora a que la dirección de Santa Bárbara Sistemas les aporte más detalles sobre la repercusión. En principio, la plantilla espera encargarse de realizar barcazas y que se monten en Sevilla. Ayer, el consejero de Economía, Graciano García, confirmó, como recogió la RTPA, que las barcazas se fabricarán en Asturias.

Nada más hacerse pública la adjudicación, el consejero delegado de Santa Bárbara, Antonio Bueno, declaró que es un pedido muy importante y que está a la espera de las negociaciones con General Dynamics UK para concretar la colaboración.

Elorza explicó ayer que los efectos de dicha contratación se harán visibles a finales del próximo año y principios de 2016. Por lo tanto, se mantiene sin cambios el Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE).