El alcalde aboga por buscar «la gratuidad» de la fábrica de La Vega

Los terrenos de la fábrica de armas de La Vega. / ALEX PIÑA
Los terrenos de la fábrica de armas de La Vega. / ALEX PIÑA

Canteli califica de «absurdo» negociar con Defensa porque el Gobierno central está en funciones y dentro de un mes hay elecciones

R. A.OVIEDO.

El alcalde no pierde las esperanzas porque a corto plazo todo puede cambiar. Alfredo Canteli apuesta por conseguir los terrenos de la fábrica de armas de La Vega «al mejor precio» e incluso buscar «la gratuidad». De esta forma, responde al Ministerio de Defensa, liderado en funciones por la socialista Margarita Robles, que rechaza alquilar los terrenos porque mantiene que esta gran parcela de 118.793 metros, y sin actividad permanente desde 2012, es un «bien de dominio público» y el arrendamiento «no es posible».

Pero el primer edil no pierde la esperanza. Dentro de un mes se celebrarán las elecciones para elegir al próximo presidente del Gobierno nacional y puede que todo el escenario cambie. «No hay negociaciones porque es absurdo conversar cuando hay un Ejecutivo en funciones».

Una opinión similar la tiene el líder de Ciudadanos. Nacho Cuesta apuntó que «no tiene sentido hablar de negociaciones» cuando su propietario es el Ministerio de Defensa: «Se van a explorar todas las opciones y parece que la del alquiler ya se contempló en la fábrica de La Coruña. Pero reiteramos que hasta que no haya un nuevo gobierno en Madrid, la negociación está en 'stand by'», señaló a través de una nota de prensa.

«Sin especulación»

La portavoz de Somos, Ana Taboada, pidió al equipo de gobierno no «improvisar» con los terrenos porque este es un asunto con «transcendencia para la ciudad». «Oviedo debe recuperar La Vega y hacerlo de la manera más favorable y sin especulación. El bipartito tiene que dejarse de ocurrencias y gestionar este tema con la seriedad y el rigor que merece».

Mientras, Cristina Coto, portavoz de Vox, calificó el rechazo de Defensa de alquilar los terrenos como un «baño de realidad» porque lo que «valió para La Coruña» no sirve para la capital de Asturias.