El cambio de gobierno paralizó más de un mes los contratos de San Mateo

El presidente de la FMC, José Luis Costillas. / M. ROJAS
El presidente de la FMC, José Luis Costillas. / M. ROJAS

Contratación frenó la intención de la Fundación Municipal de Cultura de mantener el programa y modelo festivo diseñado por el tripartito

G. D. -R.OVIEDO.

La Fundación Municipal de Cultura trabaja a contra reloj. Con septiembre la vuelta de la esquina y San Mateo en el horizonte, tramite por urgencia los primeros contratos para las fiestas. Hay prisa, poco dinero por la imposibilidad de tramitar en plazo una modificación presupuestaria, y un modelo nuevo, con los conciertos en la Losa, sobre el que trabajar. Hay prisa, sí, pero también se perdió más de un mes con el cambio de gobierno. Un informe de los técnicos de la FMC desvela que el 7 de junio «se inició la tramitación ordinaria de este expediente». La afirmación contiene una falsedad, no se trata exactamente del mismo expediente. De hecho, el 26 de junio, es la sección de Contratación la que deniega la creación del expediente. Alega que es necesario «revisar determinados criterios de valoración propuestos relacionados con la calidad», pero sobre todo que «debido al cambio en la presidencia de la FMC, y a la relevancia que ello tiene en las directrices políticas de ésta, se entiende procedente sea ésta nueva presidencia quien se pronuncie sobre éste procedimiento de contratación». Lo que quería impulsar la FMC eran los pliegos que mantenían la programación en la plaza de la Catedral y acorde al cartel musical que dejó pactado, pero no cerrado, la anterior Corporación.

Con el expediente paralizado, Cultura revisó los criterios y «puso en conocimiento de la presidencia» (José Luis Costillas, Ciudadanos) la situación. Y ahí empezaron las dudas, «la incertidumbre sobre la autorización de uso de la plaza de la Catedral», pendiente de un litigio con la empresa que acometió las obras de reparación, «fue demorando la decisión política sobre la planificación festiva». Ello, sostiene el informe, hizo imposible tramitar «este expediente y los relativos al suministro de infraestructuras y de equipamiento de sonido e iluminación para los diferentes escenarios festivos».

La margarita solo se deshojó el 11 de lulio, cuando los técnicos de la FMC y su gerente fueron convocados a una «reunión con los responsables políticos en los que se nos anuncia la decisión de ubicar el escenario principal de los conciertos de San Mateo en la avenida de la Fundación Príncipe de Asturias y Plaza de los Ferroviarios».

La decisión obligó a modificar de nuevo los pliegos «para señalar el cambio de uno de los lugares en los que debe prestarse el servicio» y también para gestionar con el servicio municipal de Infraestructuras «la solicitud de autorización de uso del espacio público», revisar «las necesidades de servicios, de acometidas eléctricas o la adecuación» del espacio elegido por los responsables políticos «para este uso».

Solo el día 16 de julio, como adelantó este diario, la Losa recibió la conformidad técnica de Infraestructuras para los conciertos. Tal vez por eso, además de por la vía de urgencia, el contrato está enn adjudicación sin que en ningún lugar de los pliegos se diga dónde hay que montar el escenario principal.