«No hemos estado a la altura con la familia de Eloy; creo que tenemos que pedir disculpas»

Ana Taboada y Juan Carlos Fernández Granda 'Cuni' conversan con otros dos asistentes a la inauguración de la estatua. / MARIO ROJAS
Ana Taboada y Juan Carlos Fernández Granda 'Cuni' conversan con otros dos asistentes a la inauguración de la estatua. / MARIO ROJAS

La vicealcaldesa Ana Taboada asegura que el Ayuntamiento «está a tiempo» de darle una ayuda | El bombero que resultó herido en el incendio de Uría coincide en que él tampoco ha recibido apoyo municipal

ROSALÍA AGUDÍN

«El Ayuntamiento no ha estado a la altura del drama que ha vivido la familia de Eloy Palacio y creo que, como gobierno, tenemos que pedir disculpas». Así de tajante se mostró ayer la primera teniente de alcalde, Ana Taboada, después de las críticas que David Palacio, el hijo mayor del bombero fallecido en el incendio de Uría hace casi tres años, vertió el miércoles contra el alcalde por la falta de apoyo municipal en el proceso judicial y la escasa indemnización recibida: dieciocho mil euros por la muerte de un profesional «en un acto de servicio», como así destacó el regidor Wenceslao López.

De este modo, Ana Taboada se distancia nuevamente del alcalde y le pide que reaccione, dando una ayuda a la familia y entonando una disculpa. A través de un escrito, que hizo público ayer, dejó claro que la administración local no gestionó bien todo lo que ocurrió tras el fallecimiento de Palacio, pero advirtió que el Consistorio aún está a «tiempo» de solucionar parte de «ese error» con la concesión de la ayuda económica que han solicitado al alcalde, un asunto que está pendiente de un informe del Consejo Consultivo.

Más información

Durante la inauguración anteayer de la estatua en homenaje a Eloy Palacio y a otros compañeros, en la glorieta de acceso a Rubín, el alcalde abandonó el acto tras escuchar las duras críticas del hijo del bombero. «Gracias, porque la familia ha quedado destrozada y desasistida y durante el largo proceso judicial en ningún momento ofrecisteis ayuda ni una salida honrosa», le reprochó Palacio. La vicealcaldesa, en cambio, se quedó hasta el final: conversó tanto con Juan Carlos Fernández Granda, 'Cuni', el bombero que resultó herido aquel fatídico día, como con el resto de efectivos que acudieron al evento, y ayer no tuvo inconveniente en reconocer que el Ayuntamiento no ha dado «un trato adecuado a la familia».

Una familia desmembrada que solamente ha recibido una indemnización municipal de 18.000 euros, la estipulada en la póliza municipal, pero que a raíz de lo sucedido se ha subido. Ahora, Marta Valle y sus hijos siguen peleando en los tribunales, y luchan por percibir 400.000 euros y restaurar el honor de Palacio. La causa se encuentra en la actualidad en el Tribunal Supremo.

La administración dejó «desasistida» a la familia, según denunció, y el bombero que resultó herido en el incendio de Uría y que trabajaba codo con codo con Eloy para intentar apagar las enérgicas llamas siento lo mismo. 'Cuni' coincidió ayer en que ha sufrido «abandono» por parte del Consistorio; «nadie» le preguntó qué tal estaba después del accidente: «A mí me quedaron secuelas y nunca me ofrecieron ayuda. El mismo día del incendio un grupo de psicólogos se puso en contacto con el Ayuntamiento para prestar ayuda y no les contestaron». Tampoco, añadió, se trató lo ocurrido dentro del servicios para hacer mejoras. «Lo lógico sería analizar lo que pasó pero este tema parece que es tabú ».

La inauguración de la estatua fue retransmitida en directo por las redes sociales del Ayuntamiento, pero luego el vídeo se eliminó, lo que provocó las críticas del Partido Popular. Ayer se sumaron Somos y Ciudadanos. Taboada apuntó que es inadecuado que se utilicen estos instrumentos con «intenciones partidistas». Mientras, Luis Pacho exigió al alcalde que «pida disculpas». «Lo sucedido es de una actitud de censura y cobardía impropia de un equipo de gobierno», concluyó.