Ileso tras precipitarse con su coche desde el puente de Ángel Cañedo de Oviedo

Imagen del vehículo tras precipitarse del puente de Ángel Cañedo. / SEGURIDAD CIUDADANA

El accidente se debió a «un despiste» del conductor cuyo vehículo quedó boca abajo sobre los jardines anexos al bulevar de Santullano

CECILIA PÉREZOVIEDO.

A tenor de las imágenes es difícil de creer que al conductor del vehículo que se precipitó desde el puente de Ángel Cañedo no le ocurriese nada, pero así fue. El hombre salió ileso a pesar de que el vehículo quedó boca abajo sobre la hierba de los jardines que jalonan la salida de la ciudad a traves de la 'Y', unos metros después del bulevar de Santullano.

El accidente, según informaron fuentes de la Policía Local, se debió a «un despiste del conductor». El hombre dio negativo en la prueba de alcoholemia. El suceso se produjo a las siete y cinco de la mañana de ayer. La imagen del coche volcado boca abajo sobre la hierba llamó la atención de los pocos conductores que pasaban a esas horas por ese punto kilométrico. Afortnadamente no le ocurrió nada ni al conductor del vehículo ni a ningún otro ya que el coche quedó empotrado sobre el césped lateral del carril que va dirección a Gijón.

Hasta el lugar del accidente se desplazaron varios agentes de la Policía Local que comprobaron que el conductor no había sufrido daño alguno. Una grúa fue la encargada de retirar el vehículo, tarea que se prolongó durante algo más de una hora. Una labor que fue coordinada por los agentes de la Local que se encargron también de regular el tráfico en sentido Gijón.

Accidente mortal

Las imágenes del coche bocaca abajo en las inmediaciones del bulevar de Santullano trajeron a la memoria de muchos conductores otro siniestro que sí tuvo trágicas consecuencias. El que se produjo el pasado 26 de mayo en el acceso al Hospital Universitario Central de Asturias a través de la A-66.

En el coche viajaban dos chicas y un chico, el conductor del vehículo. Este se ausentó del accidente y apareció horas después en el hospital debido a las heridas. Allí habían sido evacuadas sus dos acompañantes. Una de ellas acabó falleciendo el pasado 30 de junio.