Una joven denuncia un intento de acoso sexual en Oviedo

Una joven denuncia un intento de acoso sexual en Oviedo
ÁLEX PIÑA

«Escuché a alguien respirar rápido y fuerte. Me di la vuelta y había un hombre tocándose, mirándome... Volví a girarme y estaba persiguiéndome»

S. N.

«Llegué a la estación de Alsa a la una de la mañana. Llamé a mi novio para ir a casa y decidí subir por estas escaleras (en la avenida de Santander, las que conectan con la estación de tren). Escuché a alguien respirar rápido y fuerte. Me di la vuelta y había un hombre tocándose, mirándome... Volví a girarme y estaba persiguiéndome». Es el mensaje que ha lanzado una ovetense, S. C, de 24 años, en las redes sociales para denunciar lo que le ocurrió en la madrugada del sábado, a su regreso de unas vacaciones. Por fortuna, todo quedó en un susto: logró escapar, a pesar de que se cayó, y al gritar, el individuo, de unos 40 años, se dio la vuelta y huyó.

La joven, tras llegar a casa con el susto en el cuerpo y contar a su madre lo sucedido, llamó a la Policía Local. «Me dijeron que darían aviso», contó este domingo a este diario. Apenas «le vi tres segundos». Solo pudo calcularle la edad y apreciar que era un hombre con rasgos afroamericanos.

No presentó denuncia pero cuenta su caso para recomendar que se extreme la vigilancia al pasar por la zona.

«Me sentí vencida»

Según explicó S. C., regresaba de Madrid, tras una vacaciones en el sur, y fue quizá el hecho de que iba hablando por el móvil lo que la salvó de este intento de acoso sexual. «Porque no era un exhibicionista, un exhibicionista no te persigue», valoró. Fue su novio quien le dijo «corre, corre» al contarle lo sucedido y al mirar para atrás, vio al hombre de nuevo. En el camino, la chica, que iba con la maleta y el bolso a cuestas, tropezó y cayó: «Me sentí vencida. Ahí fue cuando empecé a gritar, a llorar... No sé si fue por el escándalo, pero se fue». «La verdad es que menudo susto», reconoció ayer esta joven, aun nerviosa con lo sucedido. Añadió que «no quiero sembrar el miedo», simplemente advertir de que «por desgracia, ya seas mujer u hombre, estas cosas que pueden pasar».

Temas

Oviedo

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos