Oviedo cuenta con 62.025 metros cuadrados de locales vacíos en los centros comerciales

Imagen del centro comercial del Calatrava el día de su cierre, el pasado 31 de marzo. / MARIO ROJAS
Imagen del centro comercial del Calatrava el día de su cierre, el pasado 31 de marzo. / MARIO ROJAS

El cierre de la galería de Buenavista deja 40.000 metros cuadrados en medio de un «ascenso optimista» del sector | Salesas, Los Prados y el Centro Cívico tratan de absorber el hueco dejado por el Calatrava

ALBERTO ARCEJUAN CARLOS ABAD OVIEDO.

No son buenos tiempos para ir de compras. No se alarme, el ayuno cuaresmal no tiene nada que ver. La ciudad de Oviedo ha perdido más de la mitad de la superficie bruta alquilable (SBA) de sus centros comerciales en los últimos cinco años. De los 114.000 metros cuadrados de suelo destinado para el desarrollo comercial en grandes superficies del que dispone la capital del Principado, repartidos entre Los Prados, Salesas, Centro Cívico y el Modoo del edificio Calatrava (189.300 si contamos Intu Asturias, el más frecuentado por los ovetenses), 62.025 están actualmente vacíos.

Todo tiene un porqué. Desde que el pasado 31 de marzo echara el cierre la zona multimarca de ocio y esparcimiento de 'el Centollo', 40.000 metros cuadrados de espacio comercial han quedado a expensas de un proyecto que aún no se ha terminado de formular desde la gerencia. Unas cifras en negativo que, sumadas a las del resto de superficies, suponen un tercio del total de suelo alquilable de los centros comerciales de la zona de influencia de Oviedo incluyendo en la ecuación los eficaces números de Intu Asturias, que en estos momentos se encuentra al 99% de ocupación y con solo 750 metros cuadrados de suelo alquilable en desuso.

114.000
Metros cuadrados de superficie bruta alquilable entre el Modoo, Salesas, Los Prados y el Centro Cívico.
62.025
Metros cuadrados de suelo alquilable vacío en las grandes superficies de la ciudad.
86%
La ocupación de locales comerciales en Salesas roza el 90% a la espera de las cifras de Semana Santa.

«Estamos viviendo un momento pleno con una ocupación de locales que roza continuamente el 100%», matizaron desde la gerencia de Intu, la superficie de estas características más grande de la región. «Nuestro cliente es fiel, el cierre del Calatrava no se ha notado», explicaron.

Las razones para la pérdida de potencia comercial de las grandes superficies de 'retail' se encuentran en el cambio de hábitos de los consumidores tras la crisis económica y el arribo de las nuevas formas de consumo a través de internet. El especialista de Derecho del Trabajo, Iván Antonio Rodríguez Cardo, encuentra como causas de la aparición de 'riders' de Glovo en las calles de Oviedo a la capacidad de decidir del consumidor sobre una oferta ingente de productos 'online'. «Antes, el consumidor iba a una tienda y se llevaba un producto; ahora, conoce las especificaciones de todos los que están en el mercado con la ventaja de que, además, se lo llevan a casa», indicó. «La pregunta que debemos hacernos será si los puestos de trabajo que genera esta manera de consumir seguirán de aquí a unos años, o serán sustituidos por otras formas de transporte». Apoyando en datos la tesis anterior, según el último informe de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), la facturación del comercio electrónico en España alcanzó en el segundo trimestre de 2018 la cifra récord de 9.333 millones de euros. Un 27,2% más que los 7.338 que ingresó en el mismo período de 2017.

Aun así, tras el cierre casi total del Calatrava -donde solo queda un superviviente: Burger King-, los centros comerciales que siguen en pie se aferran a sus cifras para atraer firmas y poder competir desde el ocio y apoyados en cadenas de supermercados que garanticen visitantes fijos. Es el caso del Centro Cívico, que en los últimos años ha conseguido repuntar hasta colocarse en el 70% de ocupación comercial de sus 6.700 metros cuadrados de superficie bruta alquilable (2.010 en locales vacíos).

Más información

Mudanza

«Ya hemos comenzado a recibir llamadas de antiguos propietarios de locales en el Calatrava», afirmaron desde la gerencia, «optimistas» por el «ascenso» de la ocupación, y anunciaron, además, que durante el próximo mes de junio se va a incorporar a la oferta del centro un nuevo negocio de 150 metros cuadrados en la zona destinada para oficinas.

En ese sentido, las mejores cifras de la ciudad las atesora el centro comercial Salesas, abierto en 1982, con el 86% de sus 32.500 metros cuadrados de suelo alquilable cubierto por 81 locales (de los 94 disponibles) y unas medias de alquiler de espacio que ascienden a los 40 euros por metro cuadrado.

Los Prados, por su parte, alberga 47 negocios repartidos en los 94 espacios que anuncia Klepierre, la gestora, en su portfolio donde especifica sus potencialidades. Desde la oferta de las 13 pantallas de los cines Yelmo al aparcamiento para 2.200 vehículos. Desde 2014, sin embargo, la ocupación es descendente y se sitúa levemente por debajo del 60% para una afluencia de cuatro millones de visitantes anuales.

Temas

Oviedo