Oviedo pone en marcha la ubicación y el apagado aleatorio de los fotorrojos

Fotorrojo, instalado la plaza de Castilla de Oviedo. /ÁLEX PIÑA.
Fotorrojo, instalado la plaza de Castilla de Oviedo. / ÁLEX PIÑA.

De los cuatro puntos actuales se pasa a ocho para que los dispositivos cambien de ubicación cada siete días

JUAN CARLOS ABADOVIEDO

La orden estaba dada pero los fotorrojos de Oviedo no rotaban hasta hace unas semanas. De hecho, fue uno de los incumplimientos del contrato detectados por Seguridad Ciudadana en los que había incurrido la empresa encargada del mantenimiento de la red semafórica y sobre la que se puso el foco por su presencia en las escuchas de la trama Enredadera.

A los soportes existentes en la plaza de Castilla, los dos ubicados en el entorno de la rotonda de la Cruz Roja y el de la avenida Santander con General Elorza, se suman cuatro nuevas posibles ubicaciones para los fotorrojos.

Las nuevas ubicaciones serán la intersección de la calle Independencia con la rotonda de la Plaza de la Libertad -antigua Coronel Teijeiro- en sentido ascendente hacia la calle Real Oviedo, la calle Adelantado de la Florida con la rotonda de la Cruz Roja en sentido General Elorza, Avenida del Mar con la calle Puerto Rico y el situado en la intersección entre la calle Tenderina Alta con Río Caudal, en sentido descendente hacia Colloto.

La intención es que los fotorrojos se conviertan en una medida preventiva más que en un instrumento recaudador y para ello la orden especifica que «se mantendrá en funcionamiento durante cinco días a la semana» en cualesquiera de los ocho puntos de la ciudad en los que estén ubicados. Y, por otro lado, se ha elevado a un segundo y medio la fase de luz roja tras los tres en los que el disco permanece en ámbar. Si el coche sobrepasa el semáforo tras ese segundo y medio, dispara cinco fotografías en las que se identifica al vehículo.

Desde el área de Seguridad Ciudadana, el concejal responsable, Ricardo Fernández, así lo confirma. «La medida, como las demás que se han implementado no buscan recaudar sino mejorar la seguridad en lugares conflictivos», indica el edil que basa su tesis en la drástica reducción de multas en los últimos ejercicios.

Síguenos en:

Temas

Oviedo