La Policía Local de Oviedo rotará a su número dos cada tres meses

José Ramón Prado, concejal de Seguridad. / PIÑA
José Ramón Prado, concejal de Seguridad. / PIÑA

CSIF denuncia que cambiar de responsable cuatro veces al año «garantiza el caos» y vincula la instrucción al exjefe del servicio

G. D. -R.OVIEDO.

En una decisión extraña tomada sobre un polvorín, el nuevo concejal de Seguridad Ciudadana, José Ramón Prado, ha impulsado una resolución de Alcaldía sobre la «sustitución del jefe del cuerpo, ante situaciones de ausencia del servicio» que convierte en rotatorio cada tres meses el puesto de 'número dos' de la Policía Local, pero que también considera que el actual responsable, Luis García Pena, ejerce «temporalmente» la jefatura «en tanto se resuelva lo pertinente» respecto a la asignación del anterior jefe, el comisario principal, José Manuel López, como responsable de la División Operativos a donde fue apartado por el anterior equipo de gobierno tras el estallido de la 'operación Enredadera'.

La resolución del concejal y el alcalde y las frecuentes reuniones en el edificio de Seguridad del primero con el comisario investigado, además de en 'La Enredadera' en, al menos, otras tres piezas separadas, han desatado los rumores entre los funcionarios y las críticas de los sindicatos. CSIF, en un comunicado, lamentó la orden del edil como «una iniciativa arriesgada y de consecuencias inciertas», que «sospecha» puede deberse a que Prado se está dejando asesorar «por personal del que la prudencia aconsejaría marcar ciertas distancias». e insinuó que no debería dejarse aconsejar

«La instrucción», señala CSIF, «establece un nuevo y ocurrente sistema para cubrir las ausencias de la jefatura es un farragoso escrito contradictorio que vulnera la legislación vigente» y alerta de que la rotación entre los intendentes podría suponer que «cada 3 meses los criterios de la jefatura podrían ir variando en función de quién ocupe el cargo en ese momento y el caos está garantizado»

Temas

Oviedo