La Policía hace «todo lo posible» para que la menor fugada en Oviedo vuelva con sus padres

La adolescente fugada de un centro de menores. /FOTO FACILITADA POR LA FAMILIA
La adolescente fugada de un centro de menores. / FOTO FACILITADA POR LA FAMILIA

Los agentes buscan a nivel «nacional e internacional» a C. Á. N., de 16 años y que huyó hace dos meses de un centro de menores de la ciudad

ROSALÍA AGUDÍNOVIEDO.

«Hacemos todo lo posible para que vuelva con sus padres y no descartamos ninguna posibilidad». Fuentes de la Jefatura Superior de Policía de Asturias explicaron ayer que están investigando la desaparición de la adolescente C. Á. N., de 16 años, que se fugó hace dos meses de un centro de menores de Oviedo. Sus padres, Manuel y Silvia, creen que puede encontrarse «en Bélgica» con su novio, sobre el que pesan «dos órdenes de busca y captura», según aseguraron. Es por ello, que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad los buscan tanto a «nivel nacional como internacional».

El pasado 25 de abril, la adolescente escapó del centro de menores en el que residía últimamente. Hasta principios de mayo, detallaron sus padres, vivió en el piso «de una amiga y su madre», también en Oviedo, pero días más tarde se fue al extranjero. La comunicación con sus padres era hasta el momento «constante», a través del móvil, sin embargo, repentinamente, durante varios días no recibieron ningún mensaje de ella. Preocupados, se pusieron en contacto con la amiga con la que había vivido, quien tras mucho insistir les informó que se había ido fuera de España: «No pensábamos que iba a hacerlo, pero lo hizo», dijo su madre desesperada, y aunque retomaron la comunicación, «ella no quiere volver», lamentó.

Más información

La situación con su novio, de origen «marroquí y diez años» más que ella, es complicada: «Le ha comido la cabeza. Le ha dicho que es una inútil y que no sabía llevar una casa. Tampoco le deja vestir pantalones cortos y no quiere que hable con nosotros», abundaron sus padres quienes piden y «confían» en que la encuentren pronto.

No es la primera vez que la adolescente se escapa de un centro de menores.: lo ha hecho, al menos, en cuatro ocasiones. Su actitud comenzó a cambiar cuando entró en el instituto. Se juntó con «malas compañías» y la situación en casa era «insostenible». Su deficiente conducta hizo que sus propios padres la denunciaran, y los tribunales fallaron a su favor: «Nos ofrecieron que quedase en libertad vigilada o ingresase en un centro de menores. Optamos por lo primero, pero la situación siguió igual».

Cedieron, entonces, de forma temporal la tutela al Principado, y la adolescente ingresó en el centro de menores de Cayés. De allí, se fugó con una amiga, pero la Policía Nacional trucó sus aspiraciones: las detuvo en las inmediaciones de la estación de tren de Gjión. C. Á. N. pasó a otro centro de menores y en marzo de 2018 conoció a su novio, mayor que ella. La pareja huyó a Bilbao y Silvia fue en su búsqueda. «No la encontramos a pesar de que recorrimos toda la ciudad». Días más tarde volvió a casa , fue detenida por la Policía Nacional y la llevaron de vuelta al centro de menores de Cayés. A las pocas horas volvió a escapar. Consiguieron dar con ella cuando estaba a punto de coger un autobús y tras unos meses en el centro de Miraflores fue trasladada en marzo a otras instalaciones públicas de Oviedo. De allí, escapó el 25 de abril . Lleva dos meses fuera. Sus padres piden ayuda para encontrarla.